Aragón

Una Nochevieja a la luz de las velas

Un apagón dejó sin suministro eléctrico la tarde del 31 a los vecinos de San Martín de Moncayo, Litago, Lituénigo y Trasmoz hasta las 22.30

Las velas fueron necesarias en un bar de San Martín.
Las velas fueron necesarias en un bar de San Martín.
Heraldo

Generadores eléctricos, velas o linternas del móvil. Los vecinos de San Martín, Litago, Lituénigo y Trasmoz, en la comarca de Tarazona y el Moncayo, pasaron parte de la tarde del día 31 de diciembre sin luz y tuvieron que agudizar el ingenio para terminar los preparativos del menú y comenzar la cena antes de despedir el año.

El apagón se produjo en estos pueblos a las 18.45. Trasmoz, sin embargo, solo tuvo un pequeño corte y recuperó el suministro hasta las 21.30, recién iniciada la celebración. En todos los municipios la normalidad se recuperó a las 22.30, por lo que pudieron seguir las campanadas por televisión y luego participar en la fiesta para recibir a 2018.

En San Martín de la Virgen del Moncayo, la falta de electricidad complicó la tarde de Nochevieja en todos los hogares, en los bares y en el hotel. Según relató una vecina, gracias a un generador pudieron tener luz en su casa y seguir con las elaboraciones previstas en un horno de butano

Otra familia, sin embargo, tuvo que improvisar y, en lugar de cocinar un asado, como estaba previsto, hicieron carne a la brasa. Ignacio Gómez, alcalde de San Martín, se puso en contacto con el 112: "Me dijeron que estaba previsto retomar el suministro entre las 21.30 y 21.45, pero se alargó un poco porque había que localizar la avería". Todo el mundo "estaba empezando a preparar la cena. No esperas una sorpresa como esta", afirmó. Juan José García, dueño del bar San Martín, trasladó también su experiencia: "Fui a buscar velas, las coloqué sobre la barra y seguí trabajando a pesar de estar casi a oscuras. La gente estaba muy animada".

Una Nochevieja a la luz de las velas

Fiesta de bienvenida a 2018 con luz en San Martín de Moncayo.

Litago también se vio afectado por el corte de luz. "Llevamos una temporada bastante mala, con frecuentes apagones", señaló el responsable local, Pedro José Herrero. De la misma opinión se mostró el alcalde de Lituénigo, Alberto Negredo, quien señaló que "es una situación que se repite por la falta de mantenimiento". Según explicó, "hay quien tuvo que cambiar el menú", pero, afortunadamente, muchas viviendas tienen hogar de leña. "La gente cocinó e iluminó sus mesas como pudo", indicó.

Igual ocurrió en Trasmoz. El primer edil, Jesús Andía, mencionó que hubo un primer corte de 10 minutos, pero el apagón más largo se produjo entre las 21.30 y 22.30, con la gente recién sentada a la mesa. "Me preguntaron varios vecinos y, cuando llamé al 112, me informaron de que era una avería que afectaba a varios términos municipales". En su familia empezaron a cenar "a la luz de las velas y de la linterna del móvil". "Fue –señaló– algo bonito. Cuando se recuperó el suministro eléctrico, terminamos de preparar los platos que no habíamos podido cocinar antes y luego fuimos a contrarreloj para llegar a las uvas". Óscar Castán, vecino de Trasmoz, contó que "hubo un corte inicial de 10 minutos y pudimos preparar la cena, aunque en torno a las 21.30 nos volvimos a quedar sin luz durante una hora".

Una Nochevieja a la luz de las velas

Una familia de Trasmoz recurrió a las velas para iniciar la cena.

Fuentes de la compañía Endesa confirmaron ayer que el domingo se produjo una avería en la línea de media tensión Trasmoz-San Martín, que comenzó a las 18.45 y afectó a 900 clientes. La causa fue el viento, concretaron. La demora en la resolución de la incidencia se produjo como consecuencia de las dificultades para localizar la avería.

Etiquetas
Comentarios