Aragón
Suscríbete por 1€

González-Valerio: "Huesca es acogedora, haremos lo posible por integrarnos en ella"

El general de división Fernando García González-Valerio destaca que la división Castillejos llevará en enero la unidad de servicios y el centro de comunicaciones.

¿Qué siente un altoaragonés sobre el traslado del cuartel general de la División Castillejos, que usted dirige desde junio de este año, al cuartel Sancho Ramírez de Huesca?

Como sabe, la decisión del traslado corresponde al Jefe de Estado Mayor del Ejército de Tierra, el general Varela Salas, quien también mandó en este cuartel general hace unos años. Como altoaragonés, volver a un acuartelamiento en el que estuvo destinado mi padre, entonces capitán de Infantería del regimiento Valladolid de Montaña, es un tremendo orgullo, tanto por la parte familiar como por la parte geográfica de mi patria chica.

¿Cómo se va a realizar el cambio paulatino de las tropas que se encuentran ahora en Madrid, en el acuartelamiento teniente Muñoz Castellanos?

Dado que éste es uno de los dos cuarteles generales de nivel división con los que cuenta el Ejército, certificado para operaciones conjuntas y con mando orgánico sobre tres brigadas del Ejército (la de la Legión, la de Paracaidistas y la Galicia VII), tenemos que mantener las capacidades operativas del mismo permanentemente. Esto implica que el traslado del cuartel general y del Batallón de Transmisiones, perteneciente al Regimiento de Transmisiones número 1 del Mando de Transmisiones, que es el que normalmente nos apoya en nuestros despliegues, se hará de golpe y en un breve espacio de tiempo. Este movimiento debe tener la mínima incidencia posible en nuestra operatividad como cuartel general desplegable y como mando orgánico sobre nuestras tres brigadas. Sin embargo, hay otras capacidades, como son la de la unidad de Servicios de acuartelamiento y el Centro de Comunicaciones del mismo, que se van a activar de manera inicial ya a primeros del nuevo año.

La ministra María Dolores de Cospedal avanzó hace unos días que al final van a estar entre 600 y 700 militares y los primeros 30 van a llegar en enero en comisión de servicio para empezar a preparar el edificio que se cerró. ¿Se puede precisar más o menos el ritmo de ese traslado hasta el bienio 2019-2020?

Como bien apunta es sobre esa fecha (2019-2020) cuando está previsto que nos traslademos el Cuartel General y resto de unidades, ya al completo. Todo dependerá de los plazos de las dotaciones económicas para licitar las obras y los plazos de llevarlas a cabo. Cuando nos traslademos, lo haremos en condiciones de tener el Cuartel General operativo en la nueva ubicación. Hay que tener en cuenta que el diseño actual del Acuartelamiento Sancho Ramírez hay que adaptarlo a las necesidades, capacidades y materiales que conlleva un cuartel general operativo de esta entidad. Esto influye, entre otras cosas, en los sistemas de información y telecomunicaciones permanentes, en las oficinas para del cuartel general, en los materiales para desplegar el puesto de mando de la División y en sus sistemas de mando y control desplegables, con tecnologías de última generación.

El Ministerio de Defensa pretende causar las menores incomodidades a los militares y mandos con los traslados. ¿Cree que un cambio tan amplio desde Madrid a Huesca puede suponer que oficiales destinados en Aragón cambien su destino y pidan integrarse en su unidad?

Cuando se toma una decisión de este calado, se estudian muy detalladamente una serie de factores, como es la conveniencia de la localización geográfica, aprovechamiento de infraestructuras, oportunidades de adiestramiento en campos de maniobras próximos, posible cobertura, tanto de cuadros de mando como de tropa, etc. Lógicamente se ha estudiado la posible «cantera» de personal para cubrir las vacantes. Y aquí hay que hacer una distinción clara por las diferentes especialidades de las varias unidades que nos trasladaremos. Creo que Huesca y su proximidad a Zaragoza, hacen que la elección del nuevo emplazamiento del Cuartel General de la división Castillejos facilite la cobertura de sus diferentes unidades. Un cuartel general de estas características es un destino, operativamente hablando, muy atractivo. Esperamos que la cobertura con personal de Huesca y Zaragoza se complete en un breve plazo de tiempo. El Batallón de transmisiones que normalmente apoya al cuartel general tardará algo más en estar cubierto al cien por cien, debido a la especificidad del personal de transmisiones. Aun así, no se prevé ningún problema de cobertura en un corto/medio plazo. Esta unidad de transmisiones es posible que se adelante, creando una unidad base de formación, para mantener su capacidad operativa durante el traslado.

Para la sociedad de Huesca ha sido una gran noticia la llegada de la División Castillejos porque va a triplicar la cantidad de los militares que había antes en el cuartel Sancho Ramírez. Como barbastrense, conocerá Huesca. ¿Su unidad puede ser una empresa como la Opel?

Sí, somos conscientes del hecho tan tremendamente positivo que para la ciudad de Huesca puede ser la llegada de nuestro cuartel general, no solamente por el impacto económico que sin duda tendrá, sino también por el institucional. Sabemos que Huesca es una ciudad acogedora y haremos todo lo posible por integramos en ella, formar parte de la ciudad y hacer que los oscenses estén orgullosos de tener nuestro cuartel general.

Desde el cuartel general de la división Castillejos se dirige a las tres brigadas de elite del Ejército de Tierra situadas en Almería, Paracuellos de Jarama (Madrid) y Pontevedra (Galicia). ¿Esto supondrá futuros encuentros de los mandos en Huesca o más uso del campo de San Gregorio?

Hoy en día, la distancia geográfica no supone un problema para la comunicación. Con los medios y sistemas de información y telecomunicaciones actuales, se facilita tremendamente el mando y control de unidades alejadas y repartidas por toda la geografía nacional. Aparte de eso, por supuesto que conllevará que se realicen en el cuartel general reuniones de mandos, seminarios, cursos, conferencias... para complementar los citados sistemas que facilitan el mando y control, dado que la relación interpersonal continúa siendo clave y más en el Ejército. Respecto a aumentar el uso del campo de maniobras de San Gregorio, es un centro nacional de adiestramiento, con una ocupación bastante alta, por el que pasan la práctica totalidad de unidades de nuestro Ejército. Por eso no creo que este traslado del cuartel general implique un mayor uso del mismo. Las unidades que nos traslademos sí que haremos uso de campos de maniobras de la provincia de Huesca, como puede ser el de Igriés, cercano a la ciudad u otros.

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión