Aragón
Suscríbete

El nuevo contrato de transporte sanitario urgente contará con 4 ambulancias más

La contratista se compromete a aumentar el número total de vehículos, que pasarán de 81 a 85.

Una ambulancia del transporte sanitario urgente de la actual adjudicataria sale del Miguel Servet.
El nuevo contrato de transporte sanitario urgente contará con 4 ambulancias más
O. Duch

El nuevo contrato de transporte sanitario urgente de Aragón contempla que se aumente en cuatro el número de vehículos disponibles para la atención y el traslado de enfermos en la Comunidad. De ellos, una será la Unidad Medicalizada de Emergencias (UME), que se destinará al Sobrarbe-Ribagorza y que en el pliego de condiciones del contrato se prevé que esté en funcionamiento en 2019; dos unidades de Soporte Vital Básico (SVB) que serán para Utebo y Zuera y una ambulancia convencional para Épila. Así lo explicó ayer el gerente del Servicio Aragonés de Salud, Javier Marión, durante su intervención en la Comisión de Sanidad de las Cortes de Aragón.

Junto a estas mejoras, Marión avanzó que otras 18 ambulancias convencionales se transformarán en SVB. Serán las de Mosqueruela y Calamocha –vehículos que ahora solo cuentan con conductor y que la nueva contratista se compromete a completar con un técnico (camillero)–; y las de Huesca, Monzón, Fraga, Barbastro, Jaca, Alcañiz, Teruel, Calatayud, Ejea de los Caballeros, Sos del Rey Católico, Tarazona, Alagón y cuatro de Zaragoza. Estas 16 ya tienen conductor y camillero, pero se les instalará el equipamiento necesario para que, en un momento dado, pueda incorporarse al vehículo personal sanitario.

Marión resumió que estos cambios se traducirán en que con el nuevo contrato, la Comunidad contará con 13 UMES (en la actualidad hay 12); 45 unidades de SVB (ahora hay 25) y se reducirá, en cambio, el número de ambulancias convencionales (que pasarán de 36 a 19). La cifra de uvismóviles no varía, se mantiene en 8. En conjunto, se pasará de 81 vehículos de transporte sanitario urgente a 85.

Críticas del PP

Hay que recordar que el nuevo contrato se adjudicó el pasado día 19 de octubre a la empresa Nuevos Transportes Sanitarios Urgentes, una UTE (unión temporal de empresas) formada por Transportes Aéreos Sanitarios Isleños S. A. y Transportes Sanitarios de Cataluña S. L. U. Marión recordó que entrará en vigor en el primer trimestre de 2018, tendrá una duración de cuatro años y un coste de 76 millones de euros.

La explicación del nuevo servicio fue recibido de manera desigual por los diputados aragoneses. La más crítica fue Reyes Susín (PP), que lo calificó de "operación de márquetin" y recordó que había sido un contrato "polémico". Mostró su inquietud por que la adjudicación pudiera ser recurrida por alguna de las otras empresas que se presentaron al concurso y que fueron desestimadas y consideró que al proceso de licitación le faltó "transparencia". Aseguró, asimismo, que siguen faltando vehículo de transporte sanitario urgente en Zaragoza.

Fue también puesta en duda por varios parlamentarios la mejora salarial mencionada por el gerente del Salud. Marión citó entre los avances contemplados en el nuevo contrato un aumento del 11% en la masa salarial de los trabajadores. Esta mejora, explicó, se debe a la inclusión del convenio colectivo firmado en 2016 en el pliego de condiciones del contrato.

Asimismo, Itxaso Cabrera (Podemos) hizo hincapié en que la UME prevista para el Sobrarbe-Ribagorza, que calificó como "la joya de la Corona", se pospone y no se podrá en marcha hasta 2019.

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión