Despliega el menú
Aragón

El yacimiento íbero de Calaceite recibe más de 1.800 visitas en un mes

Son los datos registrados por el Consorcio del Patrimonio Ibérico de Aragón, que realiza campañas de mejora y promoción de la cultura íbera.

Yacimiento de San Antonio, en Calaceite.
El yacimiento íbero de Calaceite recibe más de 1.800 visitas en un mes
Consorcio Íberos Aragón

Un total de 1.837 personas visitaron el yacimiento íbero de San Antonio, en Calaceite, durante el mes de agosto. Son los datos recogidos por el Consorcio del Patrimonio Ibérico de Aragón, que instaló un contador en el espacio de acceso a este yacimiento de entrada libre.

Se sitúa en el cerro de San Cristóbal, a apenas un kilómetro del casco urbano de Calaceite. Contiene casas de planta rectangular que se disponen alrededor de un eje central, de forma alargada. Se cree que estuvo ocupado entre los siglos V y III a.C.

“Esta cifra de afluencia confirma que los yacimientos arqueológicos de acceso libre son mucho más visitados de lo supuesto inicialmente”, explican desde el Consorcio, que se dedica al impulso de campañas y acciones de promoción de la cultura íbera en la Comunidad.

Es el caso de ‘En agosto, iberízate', un conjunto de actividades organizadas en 12 localidades bajoaragonesas durante este verano con el objetivo de acercar el paso íbero a la población.

Además de este tipo de campañas de difusión, el consorcio impulsa también mejoras en los yacimientos y centros de visitantes. Actualmente, y a través de una subvención de 40.000 euros del Fondo de Inversiones de Teruel (FITE), se están acometiendo reformas en el Centro de Íberos del Bajo Aragón, situado en Alcañiz. En menor medida, también se está actuando en otras localidades como Alcorisa, Oliete o Alloza.

El plan incluye también la mejora de la señalización de todos los yacimientos, con la reposición de 30 mesas de interpretación y paneles informativos. En breve, indican, se sustituirán las flechas direccionales en varios de estos espacios.

Azaila recuerda su pasado íbero este sábado

Una de las localidades bajoaragonesas con pasado íbero es Azaila. Allí se celebra este sábado la XIII edición de la jornada Sedeisken, que revivirá las tradiciones de aquella época durante un día.

Su máximo exponente es el yacimiento del Cabezo de Alcalá, que se podrá conocer con visitas organizadas desde el centro de visitantes durante toda la jornada.

Vecinos y visitantes disfrutarán de demostraciones de oficios, pasear por un mercado íbero y presenciar representaciones. También habrá talleres participativos, se podrá conocer cómo era una casa noble y otra humilde, se hablará sobre los distintos guerreros íberos así como de los rituales que se practicaban en la época.

La compañía Ibercalafell será la encargada de conseguir que quien pise Azaila este sábado se traslade siglos atrás.

Etiquetas
Comentarios