Despliega el menú
Aragón

Fraga: Ganados Tolubio, aliados fragatinos para el 'Exodus' de Ridley Scott

La empresa de Roberto Sama llevó diez ejemplares de camello a Almería hace cuatro años para el rodaje de la bíblica epopeya rodada por el británico, con Christian Bale en el papel de Moisés.

Roberto Sama, propietario de Ganados Tolubio
Roberto Sama, propietario de Ganados Tolubio
Laura Uranga

En el otoño de 2013, Ridley Scott filmó buena parte de los exteriores de su filme bíblico 'Exodus' (con Christian Bale como protagonista) en Almería y Fuerteventura. Las tierras almerienses, escenario habitual del 'spaghetti western' en los años 60, recibieron una visita especial: diez espléndidos ejemplares de camello, destinados a robar planos en la épica aventura de Moisés y la travesía del desierto. La empresa que surtió a la superproducción de estos camellos fue Ganados Tolubio, de Fraga. La firma oscense vivió entonces el momento álgido de una larga trayectoria en apoyo al séptimo arte y el espectáculo en general.

"Comenzamos a trabajar como empresa en 1993 -comenta Roberto Sama, propietario y gerente de Ganados Tolubio- pero mi padre se dedicaba a la compra y venta de animales desde antes de nacer yo. Él ya llevó caballos a las películas del oeste que se rodaban en el área. Cuando se creó la empresa empezamos a colaborar en otras actividades de diversión, como recuperar las carreras de burros que se hacían aquí, en Mequinenza y en Zaidín. Eran la animación de las fiestas, cada cual sacaba el suyo y se corría con la albarda sin cinchar, para que fuera más emocionante".

Ganados Tolubio, aliados fragatinos, en el 'Exodus' de Ridley Scott

Fraga estaba interesada en recuperar esa antigua tradición, y en Tolubio se pusieron manos a la obra. "En el primer año ya fue bien la carrera; la grabamos en vídeo y repartí la grabación por los ayuntamientos de la zona. Poco a poco, se fueron apuntando más; ahora hay apreturas con la economía y restricciones, ha bajado el asunto, pero siguen funcionando bien los paseos en los pueblos, llevamos los burros y los pequeños se lo pasan de maravilla".

La conexión Scott

'Exodus' era muy importante para Ridley Scott; quería que cada detalle fuera perfecto. Se la dedicó a su hermano Tony, también cineasta, quien se había quitado la vida en 2012. "Ya habíamos apoyado a la producción de cortos -recuerda Sama- y una productora amiga de Madrid, que confiaba en nuestro trabajo, hizo de intermediaria. A él lo veíamos cuando llegaba al rodaje en helicóptero, pero tampoco llegamos a tratarle personalmente: había 700 personas trabajando. Sé que quedó satisfecho, eso sí". A Almería viajaron diez camellos; las cuadras de Tolubio albergan otros tantos, aunque llegaron a tener muchos más. Hace ocho años, cumplieron además un papel de servicio en la comarca: les llevaron a pacer en los cortafuegos de los montes cercanos, como parte del Plan de Ganadería Extensiva de la DGA. La idea era mantener esos cortafuegos y mejorar la prevención de incendios.

Los camellos de Tolubio tienen nombres de estrellas de cine: Amerluz, Tanji, Moro, Siria, Brecha, Morena, Sultán, Rachid... no obstante, carecen de los divismos que se presuponen a su condición, y conviven en armonía con burros, mulos y caballos:así lo afirman tácitamente Pollino (un curioso ejemplar de la raza zamorana), Careto, Gemelo, Macareno o Alcalá. Su propietario confía en seguir adelante sin sobresaltos en el futuro próximo... y, con un poco de suerte, volver a llevar a sus animales ante las cámaras.

Roberto es amigo de Jorge Larroya, todoterreno de Digital Fraga TV; se ve en el canal 37 del TDT local, en algunas casas del barrio de Miralsot y la vecina localidad de Torrente de Cinca, en el pueblo relidano de Massalcoreig y tiene una extensión digital en la plataforma Vimeo. Aunque le ayudan amigos y allegados, como su viejo colaborador Pedro Aquilué en el programa deportivo o Juan Carlos Toribio en el nuevio programa de motor, Jorge lleva las riendas y ha ido cultivándose en la tarea a golpe de entusiasmo. Su escaleta contempla programas temáticos en diferido, debates, noticieros y especiales por encargo o impulso personal, como los microespacios de seguridad vial que está tratando de sacar adelante estos días. "Mi hermano gemelo -apunta Jorge- murió hace muy poco en un accidente, y esa desgracia me hizo tomar conciencia y facilitar un servicio como éste a la comunidad".

El locutor de Aragón Radio Alberto Guardiola, fragatino de fructífera carrera en los medios, insiste en que su tierra está llena de talento. En imagen hay un nombre básico: Diego Tejera. En Miralsot, a las afueras de Fraga, se radica este entusiasta de la televisión local y el mundo audiovisual, consagrado actualmente a los reportajes de boda. Su gran pasión es el 'spaghetti western', popularizado por Sergio Leone, y más concretamente aquellas producciones que se rodaron en la zona.

Esta afición suya desembocó en un trabajo de investigación y muestra itinerante: 'Fraga City: ciudad sin ley'. viene arrojando luz sobre el particular desde 2012. "Me encantaba el tema y me preocupé por indagar a fondo, desde las películas más señaladas a los directores y actores, las localizaciones, los equipos que utilizaban, los carteles, las máquinas antiguas... todo un mundo".

"El Cinca era Río Grande"

Diego Tejera lamenta que no se haya sacado más partido turístico a este fértil intervalo productivo, que trajo entre 1965 y 1973 a cerca de veinte proyectos a Fraga y poblaciones cercanas. "Había tres zonas en España que servían como platós naturales para este subgénero: Almería, Madrid y Fraga. Los barceloneses Ignacio F. Iquino y los hermanos Balcázar tenían el poblado de Esplugas para rodar en siuación, y usaban los parajes de nuestra zona para exteriores. Hoy en día, el entorno está muy cambiado, pero aún sería aprovechable. El poblado de Cardiel se usó mucho, por ejemplo; también Ballobar, la ermita de Chalamera y muchos otros puntos: el Cinca era Río Grande", sonríe.

Los Balcázar eran unos magos. A veces rodaban varias películas a la vez, con el mismo equipo interpretativo. Tejera destaca el talante de aquellos zapadores del celuloide, y el carisma de sus estrellas. "Había un americano, Dean Reed, le llamaban el Elvis Rojo y también cantaba; hizo dos películas aquí, era muy famoso en América Latina y ahora están pensando rodar una peícula sobre su vida en Hollywood. Por supuesto, estaba el zaragozano que hacía siempre de mexicano, Fernando Sancho; era gente muy prolífica. De las películas, quizá la mejor fue ‘Pistoleros de Arizona’ (1965) de Alfonso Balcázar, con Sancho y Robert Woods",

Florida 135, un templo nocturno de fama mundial

La familia Arnal fundó hace 75 años la sala Florida 135, enclavada primero en el corazón de Fraga sin el apellido numérico: eso lo inventó Javier Regás en el rediseño de 1985, y se inspira en un grupo grafitero neoyorquino. Desde hace tres décadas, en su sede actual de la calle Sotet, es una referencia mundial como club de baile y centro gravitacional de la música electrónica. Actualmente ha limitado sus días de apertura a celebraciones puntuales, pero sigue trayendo gente de Barcelona, Huesca, Zaragoza y la cercana Lérida (a solamente 27 kilómetros) para noches con un sello artístico muy especial.

Durante más de do décadas se gestó desde allí el Monegros Desert Festival, que entró en barbecho en 2014 tras una serie de problemas administrativos. Primeras figuras como los DJ Carl Cox, Richie Hawtin (buen amigo de los Arnau) o Jeff Mills consideran a la sala como una de las mejores del planeta.

La Faldeta, el símbolo festivo de la ciudad

El Día de la Faldeta es la fiesta grande de Fraga; se celebra el 23 de abril desde hace cuarenta años, aunque recientemente se movió al sábado más cercano a la fecha (no sn polémica) para facilitar los festejos. Los habitantes de Fraga, sin distinción de edad, salen a la calle vistiendo trajes típicos en sus diferentes versiones: se homenajea a 'Les Dones de Faldetes', las mujeres que hasta finales del siglo XX vistieron a diario la indumentaria tradicional.

La celebración tiene diversas fases. Una de las básicas la protagonizan los Peñeros Mayores, quienes interpretan a los novios en la representación de la Boda Fragatina. Además, las mujeres fragatinas rinden homenaje a ‘les jaies’ (abuelas) vistiendo como ellas lo hicieron en la última etapa de sus vidas, cuando guardaban el luto. Ese día también es tradicional comer coquetes, dulces hechos con la punta de una barra de pan, vino o aceite y azúcar.

LOS IMPRESCINDIBLES

El palacio de Montcada

El edificio data del siglo XII; tras su restauración, fue reinaugurado en 1986 como Casa de Cultura. Ha recibido el premio de la Asociación Aragonesa de Críticos de Arte al mejor espacio expositivo de la Comunidad durante 2016.

Ediciones La Fragatina

Este proyecto trabaja el álbum ilustrado. La colección ‘Lo Trompitxó’ indaga en tradiciones locales y las transmite por medio de cuentos a los más pequeños. Obras: 'El baile de la tarántula' y 'El misterio de la angorfa'.

José de Salarrullana

El historiador, arqueólogo y docente fragatino fue durante unos meses del año 1915 alcalde de Zaragoza. Posteriormente fue decano de la Facultad de Filosofía y Letras, y rector de la universidad zaragozana entre 1932 y 1939.

Ir al especial 'Aragón, pueblo a pueblo'.

Etiquetas
Comentarios