Aragón
Suscríbete

Los niños de los talleres de verano, en el papel del restaurador

La Fundación Tarazona Monumental organiza visitas didácticas al taller de restauración.

La Fundación enseña a los niños el patio del palacio episcopal renovado.
La Fundación enseña a los niños el patio del palacio episcopal renovado.
N. B.

La actividad de educación patrimonial de la Fundación Tarazona Monumental continúa durante las vacaciones escolares gracias a actividades como las visitas al taller de restauración que realizan los niños de los talleres de verano.

Desde hace unos años esta iniciativa con la ludoteca se centra en temas de conservación y restauración. “Para nosotros es más fácil en esta época porque tenemos siempre restauradores en el taller. Es muy gratificante explicarles la importancia de conservar ese legado que ha llegado hasta nosotros, cuál es el papel de la sociedad y de ellos como niños en esa restauración y ver los resultados del restaurador”, cuenta Lola Zueco, técnico de Tarazona Monumental.

Los niños, acceden por grupos al taller de restauración, donde conocen el método para identificar una obra, conocer los problemas que presenta y cómo los soluciona el restaurador. “Realizamos unas fichas para descubrir toda la información de la obra que se está restaurando, que en este caso es una de las puertas de órgano de la iglesia de San Francisco. Se juega con la curiosidad, se calcula la edad de la obra de arte, y se introduce la figura del restaurador, que les explica cómo va viendo los problemas que tiene y cómo interviene para solucionarlos”, dice Zueco.

En esta ocasión, las visitas al taller de restauración se completan con una explicación de la reciente rehabilitación que se ha llevado a cabo en el palacio episcopal, centrándose sobre todo en el patio renacentista. “Ellos están acostumbrados a venir al palacio porque les traemos para muchas actividades y enseguida se han dado cuenta que ya se había restaurado el patio”, explica la turiasonense.

Trabajar con niños es “gratificante y enriquecedor”, y es uno de los objetivos que se ha propuesto la Fundación para formar a los turiasonenses del futuro en la responsabilidad patrimonial. “Ellos mismos, a lo largo de los años, nos han dado la pista de cómo trabajar estos contenidos. Cuanto más pequeños mejor para inculcarles nociones del respeto, el valor, y la concienciación, para que se conviertan en unos conservadores activos del patrimonio y dejar el futuro en buenas manos”, afirma Lola Zueco.

Por la distancia que hay entre la ludoteca y el palacio episcopal, los niños más pequeños de los talleres de verano no visitarán el taller de restauración, pero la Fundación Tarazona Monumental realizará con ellos este viernes una actividad relacionada con la restauración y el patrimonio.

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión