Despliega el menú
Aragón

Los niños de 2 años también van al colegio

El Calixto Ariño es uno de los tres colegios públicos que ofrecen la escolarización a los 2 años. El próximo curso serán 8.

Aula de 2 años en el colegio público Calixto Ariño de Zaragoza.
Aula de 2 años en el colegio público Calixto Ariño de Zaragoza.
P. F.

Enoc, Maram, Guillermo, Noelia, Vega, Ibrahima, Daniel, Diego, Hugo, Manhoor, Alexandro, Anthony, Julia, Lorién, Vera, Jara, Aliyah, Leo y Gabriel son los primeros alumnos de Zaragoza que participan en el proyecto de escolarización anticipada a los 2 años en colegios públicos. Pocas comunidades autónomas ofrecen esta opción (que es gratuita, a diferencia de las guarderías y escuelas infantiles). En Aragón han comenzado este curso tres colegios: Calixto Ariño en Zaragoza, El Parque en Huesca y Pierres Vedel en Teruel. Y en septiembre se incorporarán cinco más en Zaragoza: Hermanos Marx, Parque Goya, Ciudad de Zaragoza, Ramiro Soláns y Marcos Frechín.

La jornada en la clase de 2 años del Calixto Ariño comienza con la entrada escalonada de los niños. Van llegando entre las 9.00 y las 9.15, y los padres pueden entrar en el aula. Los niños juegan un rato hasta que llegan todos y comienzan las actividades.

"El servicio provincial nos propuso abrir esta clase y nos pareció buena idea. Es una necesidad social. Pedimos que el aula estuviera integrada en el proyecto educativo del centro. No es una guardería, es una clase mas que participa en la vida del colegio", destaca el director, Raúl Pinos. El colegio tiene unos 290 alumnos y es bilingüe alemán. Los niños de 2 años también reciben dos sesiones a la semana de introducción al alemán.

A las 9.45 empieza la asamblea, todos sentados en corro en el suelo. Repasan los que están y si falta algún compañero, cuentan los días de la semana, cantan, eligen al encargado (hoy le toca a Hugo), Esther les cuenta la leyenda de San Jorge. Parece un aula de 2 años en una escuela infantil o a una de 3 años en un colegio.

"La experiencia es parecida a una escuela infantil, con algunas diferencias. Trabajamos por proyectos. Adaptamos los materiales a su edad y su capacidad. En esta etapa, más que los contenidos lo importante es aprender hábitos, socializarse. La escuela es compensadora de las desigualdades sociales y económicas", afirma Esther Pomar, la tutora del aula. Ella es maestra y ha trabajado tanto en escuelas infantiles como en colegios con alumnos de Infantil y Primaria. "Cada nivel es diferente. Me encantaría repetir esta experiencia", apunta.

Los alumnos del aula de 2 años llevan el mismo calendario escolar que el resto del colegio y el horario es muy parecido. Salen al recreo de 11.30 a 12.00, media hora más tarde que los demás para no coincidir con los mayores. Los que se quedan al comedor comen a las 12.30, el mismo menú que los demás, con ayuda de las monitoras de comedor. Los que se van a comer a casa, se marchan a la 1 y ya no vuelven por la tarde.

Al cole con pañal

"El primer mes la adaptación fue dura, porque eran muy pequeños, algunos aún con 1 año. Se nota que tienen menos autonomía que los niños de 3 años. La mayoría vienen con pañal y durante el curso se lo quitamos en colaboración con las familias. Han evolucionado mucho y hacemos muchas cosas con ellos", afirma Patricia Rodríguez, la técnica de educación infantil que está siempre en el aula. Ella ha trabajado anteriormente en guarderías y como auxiliar de infantil en el colegio María Moliner. "Me gustaría repetir aquí, la experiencia está siendo muy buena", destaca.

A esta clase acuden niños de toda Zaragoza: la mitad son del barrio de San José, pero otros vienen de Valdespartera, Delicias y hasta de la avenida de la Academia General Militar. Los alumnos que entran en estas aulas de 2 años tienen garantizada la plaza en el centro para 1º de Infantil, si las familias quieren. Ahora es el momento de pedir colegio (este miércoles ha comenzado el periodo de escolarización).

"Estamos encantados. Es un proyecto muy bueno que nos da más opciones a las familias. Yo trabajo a media jornada y me va bien el horario para recogerle a la 1. Vivimos cerca y venimos andando. Nuestro hijo viene muy contento y ha aprendido mucho. Para el próximo curso estamos valorando seguir en el colegio", afirma Sara Molina, madre de uno de los alumnos.

Tras la comida, toca la siesta, que se prolonga hasta las 3.30. Después los niños juegan un poco más hasta que llegan los familiares a buscarles.

Cuándo se piden las plazas

El proceso para solicitar plaza en estas aulas de 2 años es diferente al de los colegios. Las solicitudes se deben entregar en el Servicio Provincial a finales de junio (aún no se han publicado las fechas exactas). Los criterios para valorar las solicitudes también son distintos. Como en las escuelas infantiles, lo que más puntos da es que los dos padres trabajen. También se tiene en cuenta la renta familiar, tener hermanos en el centro o un instituto adscrito, que los padres trabajen en el colegio, ser discapacitado, ser familia numerosa o monoparental.

Etiquetas
Comentarios