Aragón

La Universidad de Zaragoza inicia su primera reestructuración en treinta años

La propuesta inicial pasa por reducir drásticamente el número de departamentos para optimizar los recursos y crear sinergias.

La Universidad de Zaragoza ha iniciado una reestructuración de calado que culminará cuando, en los próximos meses, se reduzca sustancialmente (un 63%) el número de departamentos que la forman. La medida cumple con una de los compromisos electorales del rector, José Antonio Mayoral, y busca ganar equilibrio y adaptar el esqueleto de la institución al siglo XXI.

En un escenario cada vez más multidisciplinar, la Universidad piensa que reorganizar los 57 departamentos actuales reduciéndolos a 21(esta cifra puede variar ligeramente) tendrá beneficios como ganar agilidad y conectar a equipos de materias relacionadas. Actualmente, algunos departamentos tienen 153 docentes mientras otros solo cuentan con 17. En total, hay casi 3.000 profesores afectados por la reestructuración.

Esta es una primera propuesta que ya se está trasladando a los propios departamentos, los representantes de los alumnos, los profesores y los grupos de la Universidad. La propuesta final deberá ser aprobada en Consejo de Gobierno, y habrá alegaciones, debate y votación. El documento de trabajo ha sido realizado por el Consejo de Dirección de la UZ desde donde recalcan que el proceso está "abierto" no solo a este tema sino a hacer una reflexión general sobre el momento y el futuro de la Universidad". Aunque se espera que el proceso no se demore en exceso, no está cerrado y el objetivo es que esté "muy consensuado". "Los departamentos han perdido funciones en los últimos años, desde la Ley de Reforma Universitaria de 1985, que se aplicó en Aragón dos años después, han ido aumentando, pero no de forma ordenada", explican desde el Consejo de Dirección.

La expectación en los departamentos es máxima, ya que la reestructuración implica que trabajen en conjunto los que pertenecen a las mismas carreras y esto exigirá una reordenación de las materias. Además, lógicamente habrá que redefinir los cargos unipersonales (el paso es de 57 directores de departamento a una veintena), su dedicación docente y sus retribuciones.

Etiquetas
Comentarios