Despliega el menú
Aragón

La reválida de bachillerato no incluirá materias de 1º y la de ESO no se hará en todos los centros

El Supremo desestima las cautelares contra estas pruebas que pedía Aragón, que insiste en mantener la actual selectividad.

La pasada selectividad, en una foto de archivo.
Las Comunidades Autónomas solo podrán decidir la fecha y las preguntas de las reválidas
Guillermo Mestre

El Ministerio de Educación avanzó ayer la propuesta que llevará el lunes a la mesa preparatoria de la sectorial del día 28, y que consiste en dejar la reválida de final de secundaria en una prueba "muestral", ya que no tendrán que hacerla todos los alumnos y serán las comunidades autónomas las que decidirán en qué centros se llevará a cabo.

Por otra parte, el examen final de bachillerato sí tendrán que hacerlo todos aquellos que quieran entrar en la universidad, ya que su nota servirá de corte para el acceso a la educación superior. Sin embargo, el Gobierno central ha desechado ya su idea de incluir asignaturas de primero de bachillerato en esta prueba de fin de ciclo. Educación llegó ayer por la mañana a un acuerdo con los rectores para mantener, como hasta ahora, seis exámenes: cuatro de materias troncales y dos más que servirán para subir la nota a 14, aunque todos ellos serán obligatorios.

Estas modificaciones al planteamiento inicial recogido en la Lomce, se unen al anuncio que ya había realizado el ministro Íñigo Méndez de Vigo de que las reválidas no contarían para nota y, por tanto, tampoco sería necesario aprobarlas para pasar de ciclo. El también portavoz del nuevo Gobierno de Mariano Rajoy recordó a su vez que en el Congreso se va a constituir una subcomisión que, en un plazo de seis meses, establecerá las "líneas básicas" para llegar a un pacto educativo.

Esta reforma de las reválidas se estudiará con las autonomías el día 28, en unas reunión en la que Aragón volverá a insistir en su propuesta de eliminar las reválidas por completo y prorrogar la actual selectividad hasta que se llegue a un pacto educativo en Madrid. "Nosotros no vamos a estar satisfechos hasta que no veamos que desaparecen las reválidas –declaró ayer la consejera aragonesa de Educación, Mayte Pérez–. Después, en el nuevo documento, si somos capaces de pactarlo, ya veremos cómo se articula. Pero es mejor que desaparezcan hasta que el nuevo marco defina indicadores y evaluaciones".

Pérez cree que, sin ese paso previo, será difícil llegar a un acuerdo "y no solo por la disposición del PSOE, sino de toda la comunidad educativa". En cualquier caso, la consejera cree que esta propuesta "es un avance", pero critica que el Ministerio vaya dando a conocer sus intenciones "a través de un goteo de información".

Por último, Aragón exige a Méndez de Vigo una explicación muy detallada de los exámenes que se vayan a hacer "para dar seguridad a los alumnos, sus familias y los centros".Resolución judicial

Precisamente ayer se supo que el Tribunal Supremo ha desestimado la suspensión cautelar del real decreto que regula las evaluaciones finales de ESO y bachillerato que había solicitado Aragón y también Extremadura, argumentando que estas reválidas suponen importantes perjuicios (entre ellos, de desembolso económico que, para el tribunal, carecen de acreditación efectiva).

La Sala III del Supremo no comparte que exista riesgo de perjuicio irreparable, ya que el real decreto prevé la realización de estos exámenes –aunque con los cambios que se han ido introduciendo, entre ellos, los anunciados ayer– al final de este curso escolar, por lo que hay tiempo para que, con la suficiente antelación, el alto tribunal resuelva los dos recursos.

Para el Supremo, no procede adoptar en este momento las cautelares porque "no se justifica que la vigencia del real decreto origine perjuicios de imposible o difícil reparación".

Etiquetas
Comentarios