Despliega el menú
Aragón
Suscríbete

Plaza estrenará una línea de bus propia si los empresarios asumen cofinanciar su déficit

El Consorcio de Transportes pretende licitar el servicio, más rápido, completo y económico que el actual, en diciembre.

Fuente: Consorcio de Transportes de Zaragoza y Entidad de Conservación de Plaza
Fuente: Consorcio de Transportes de Zaragoza y Entidad de Conservación de Plaza
Heraldo

La Plataforma Logística de Zaragoza (Plaza) estrenará antes de primavera una línea propia de autobús más rápida, completa y económica para sus miles de trabajadores, pero su puesta en marcha está condicionada a que los empresarios aumenten su aportación económica. El Consorcio de Transportes de Zaragoza pretende desdoblar el actual trazado, que llega hasta el aeropuerto, y sacarlo a concurso antes de que finalice el año, lo que implica que la DGA y la entidad de conservación de Plaza asuman ahora el grueso del déficit de explotación. El coste está estimado en 500.000 euros anuales.

Los empresarios muestran su predisposición a cofinanciar la línea, siempre y cuando el Consorcio de Transportes no les plantee "una barbaridad" y se dispare su aportación actual, de 120.000 euros al año. Además, están pendientes de una respuesta a la variante de trazado por el interior de Plaza que han propuesto para cubrir las instalaciones de BSH y Pikolin.

El anteproyecto de la nueva línea de bus fija un déficit de casi 400.000 euros, aunque se incrementará en otros 100.000 si finalmente se asume la modificación del itinerario, incluida una parada en Arcosur. La sociedad pública y el Consorcio aportarán 100.000 euros, por lo que los empresarios y la DGA deberían sufragar a partes iguales el resto.

El presidente de la entidad de conservación de Plaza, André Ragot, señaló que la nueva línea "revaloriza" la plataforma y llega a las empresas de la segunda fase que ahora pagan sin que les cubra el bus. "Estaremos dispuestos si el coste no se dispara", señaló antes de detallar que la junta de gobierno fijará su posición en noviembre, supeditada a la posterior decisión de la asamblea.Entre 30 y 45 minutos

En la misma línea, el presidente de la Asociación de Empresarios de Plaza (Aepla), Alberto Martínez, destacó que la propuesta responde a su demanda de disponer de un transporte rápido con la ciudad. De hecho, la frecuencia oscilará entre los 30 y 45 minutos en función de los tramos horarios, que aumentará los fines de semana al haber menor demanda.

El Consorcio de Transportes estudia ahora la variante de trazado por el interior de Plaza y la parada en Arcosur. La pretensión es conjugar un mayor servicio sin penalizar un recorrido ideado para que dure en torno a los 30 minutos. "La reordenación planteada por los empresarios tiene mucho sentido", señaló el gerente del ente metropolitano, Juan Ortiz.

El anteproyecto de la línea plantea como una de sus principales novedades el cambio de la terminal del paseo de María Agustín a la plaza de Carlos V. Igualmente, cubrirá la mayor parte de Plaza con un itinerario circular que incluye 18 paradas, aunque podría variar parte de su recorrido en el sector suroeste (la llamada segunda fase del polígono) por petición de los empresarios.

Este cambio implicaría la construcción de dos rotondas, valoradas en unos 70.000 euros cada una, para permitir giros a los buses y dar así cobertura a las instalaciones de BSH, JCV y Pikolin. La asunción del coste está siendo evaluada por los empresarios.

La entidad de conservación planteó cubrir también las necesidades de los trabajadores de Decathlon. Alargar hasta allí la línea se descartó por los tiempos de viaje y precio, pero el gerente del Consorcio de Transportes propuso una alternativa: una parada de la línea de La Muela en la rotonda de acceso a Plaza y a la Base desde la A-2. "No vemos obstáculos insalvables, pero afecta a una concesión de un operador", señaló.

La principal mejora de desdoblar la línea de Plaza y del aeropuerto es el recorte del tiempo de viaje, que se reducirá de 80 a 60 minutos (ida y vuelta). El anteproyecto propone hasta 29 expediciones diarias, de las 5.30 a las 22.30, en los días laborables.

Otra de las mejoras será rebajar la tarifa de los usuarios, que se ahorrarán entre un 28% y un 32,5% del importe actual de cada trayecto con la implantación de los bonos de 50 y 80 viajes vigentes en el resto de líneas del consorcio. Si se cumplen los planes, el billete sencillo bajará de 1,85 a 1,50 euros.

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión