Despliega el menú
Aragón

Más de un centenar de médicos se desplazan a diario desde Zaragoza a Teruel para trabajar

Casi 70 van a centros de salud de la provincia y unos 45 ejercen en el Hospital de Alcañiz. Sanidad quiere tener en octubre un plan para incentivar las plazas de difícil cobertura.

Pilar Gonzalvo, interina, va a trabajar todos los días a Báguena.
Pilar Gonzalvo, interina, va a trabajar todos los días a Báguena.
Aránzazu Navarro

Más de un centenar de médicos se desplazan prácticamente a diario desde Zaragoza a la provincia de Teruel para trabajar. Según ha podido saber este periódico, casi 70 viajan a centros de salud de la provincia, la mayoría para cubrir la atención en pequeños municipios, y unos 45 hasta el Hospital de Alcañiz. Pero los movimientos también se producen hacia otras zonas de Aragón, como Calatayud o Barbastro. Ante esta situación, todos los profesionales coinciden en la necesidad de contar cuanto antes con el plan de incentivos que Sanidad prepara -podría estar listo el mes que viene- y con el que se quiere recompensar el esfuerzo de salir de las grandes urbes para cubrir plazas de difícil cobertura.

En estos momentos, a diario, en plena madrugada, decenas de coches de facultativos parten de la capital aragonesa a distintos puntos de la Comunidad. Algunos compartidos (las coloquialmente llamadas ‘pateras’) y otros en solitario hacen cientos de kilómetros para dar cobertura sanitaria a todos los municipios de la geografía aragonesa, ya de por sí muy dispersa.

Según explica Jesús Rodrigo, médico en el centro de salud de Calamocha y miembro del sindicato Fasamet, el perfil de facultativo rural está cambiando. Ya son pocos los profesionales que deciden fijar su residencia en el lugar donde trabajan. Conforme los titulares se van jubilando, la mayoría que los reemplaza decide vivir en las capitales. Según aseguran muchos de los profesionales consultados, casi todos aspiran a conseguir en un futuro un puesto en zonas urbanas, posiblemente más cómodos y con menos desventajas.

Por ello, los mismos profesionales insisten en la importancia de que el Departamento de Sanidad incentive a aquellos profesionales que trabajan en las plazas menos apetecibles o difíciles de cubrir. Ellos mismos, como Sanidad, descartan que las compensaciones tengan que ser económicas y apuestan por que este esfuerzo se retribuya en formación, en carrera profesional o puntos extra en su currículum. "Es la única manera de que la gente quiera ir a determinados lugares e incluso a los hospitales más periféricos. Así se cubriría la atención de toda la Comunidad", defiende uno de médicos consultados del Hospital de Alcañiz, que asegura que ante la falta de compensaciones, muchos profesionales rechazan ejercer en los centros más lejanos de las capitales por el esfuerzo extra que supone, en parte, porque no hay tanto personal. La realidad es que el Miguel Servet y el Clínico son los centros más codiciados por los residentes que terminan su periodo de formación.

De momento, tal y como adelantó el consejero de Sanidad, Sebastián Celaya, el pasado viernes en las Cortes ya se ha pedido a los coordinadores de los centros sanitarios sus propuestas de incentivos para ser estudiadas y analizadas por los responsables del Salud.

Aragón tiene un importante inconveniente. Tiene una población muy dispersa: hay 22 comarcas sin población urbana y cuatro no cuentan con ningún municipio con más de 2.000 habitantes. Sobre muchas de ellas pesa un enorme envejecimiento. Así, Sanidad ha decidido tomar cartas en el asunto después de que en los últimos meses se haya puesto de manifiesto la falta de especialistas en hospitales periféricos y facultativos en algunas zonas rurales. Incluso algunos médicos de centros de salud no han podido encontrar sustitutos para cubrir sus vacaciones.

Además, Sanidad tiene que hacer frente a un problema añadido. Según el plan de recursos humanos del Salud, hasta el 2020, se jubilarán 400 de los 2.631 especialistas que hay en activo y 279 médicos de familia de los 901 que existen en la actualidad. Por ello, se antoja vital inyectar recursos para contar con el personal necesario para cubrir la asistencia sanitaria en Aragón.

Etiquetas
Comentarios