Aragón

Heraldo Saludable

¿Bañarse después de comer puede cortar la digestión?

Curiosidades, anécdotas y respuestas asombrosas a preguntas que todos nos hemos hecho alguna vez.

Piscina de La Jota de Zaragoza.
Asier Alcorta/Heraldo

Es un mantra veraniego. No se puede ir al agua hasta dos horas después de comer, porque de lo contrario puede cortarse la digestión.

Y sin embargo, pese a que la frase ha quedado grabada en nuestro cerebro tras oírla cientos de veces a madres y abuelas, la digestión no se corta.

Digerir los alimentos es un proceso largo, que dura mucho más que las dos horas que imponían nuestros mayores, y que no se interrumpe una vez que ha comenzado.

Lo que sí puede hacer un cambio brusco de temperatura -ya sea de frío o de calor- es que suframos una bajada de tensión, al reunirse la sangre en el estómago durante el proceso digestivo. En el caso del baño, el agua muy fría puede provocar una hidrocución, una súbita pérdida de conocimiento y un síncope que incluso puede producir un paro cardiaco.

Por eso, aunque las madres no tienen razón en que el baño corta la digestión, sí es cierto que conviene no meterse en el agua inmediatamente después de comer, sobre todo si hemos hecho una comida copiosa y hace mucho calor.

Etiquetas
Comentarios