Despliega el menú
Aragón
Suscríbete

Educación cede ante Podemos y reducirá a 45 minutos semanales la clase de Religión

Los padres de la pública aplauden la medida que limita la materia al mínimo legal, mientras los de la concertada y el Arzobispado de Zaragoza la consideran "un ataque".

No habían pasado ni 24 horas desde que Podemos recordara a Educación el compromiso que adquirió de reducir las clases de Religión en infantil y primaria y la consejera ya tenía una respuesta: así será, dejando esta materia en 45 minutos semanales, lo mínimo que exige la ley, y la mitad de lo que actualmente se ofrece a los estudiantes que voluntariamente optan por ella. "Firmamos un acuerdo de investidura, se está cumpliendo y no tienen ningún motivo para dudar de ello. En secundaria lo hicimos ya, pero en infantil y primaria no dio tiempo y se concretará el próximo curso", confirmó Mayte Pérez ayer.

De esta manera, el Departamento vuelve a ceder a otra de las demandas que le hizo Podemos en el acuerdo para facilitar la investidura de Javier Lambán, y que ya llevó a limitar la religión en secundaria. En concreto, en 1º de ESO, se pasó de dos a una hora semanal de esta materia.

La noticia no sentó nada bien a los padres de la concertada, que ya se quejaron de las anteriores restricciones horarias a la asignatura. "Estudiar Religión responde a un derecho fundamental de los padres. No es obligatoria y no entendemos este ataque. ¿Con esto se mejora la calidad de la Educación? No, esto solo responde a un planteamiento ideológico", manifestó ayer el presidente de Fecaparagón, Miguel Ángel García Vera. El representante de los padres y madres de la concertada se quejó además de los argumentos que da Podemos para solicitar esta rebaja horaria para Educación, que justifican en la necesidad de conceder más tiempo a Educación Física y Música. "Eso no es un argumento porque una asignatura tiene que tener un mínimo de contenido. Nos parece un error y que el PSOE lo apoye, una barbaridad", concluyó."Un ahogo"

En el mismo sentido, la responsable de Educación del PP en las Cortes de Aragón, María José Ferrando, criticó la decisión, que ve como "una forma más de ahogar a la concertada" y afeó al Departamento que, en su opinión, "siga obedeciendo y postrándose ante Podemos". "Un gran porcentaje de padres quiere una asignatura religiosa para sus hijos y, además, la concertada no tiene problemas en ofrecer alternativas", destacó.

El pasado año, ante la disminución de una hora de Religión en la ESO, la consejera tuvo una reunión con los obispos aragoneses que, aunque se consideró "cordial", no logró el visto bueno de los prelados a la medida. Del mismo modo, el delegado de Comunicación del Arzobispado de Zaragoza, José Antonio Calvo, manifestó ayer que esta última resolución de la consejería "es un ataque a la libertad religiosa, a la libertad de los padres y choca directamente contra la Constitución". A pesar de que la materia no desaparece de los currículos, Calvo considera que es lo que se busca a la larga. "Lo que percibimos es un camino que busca la desaparición de la religión en la escuela y en el espacio público", lamentó.

Precisamente, esta es la pretensión de los padres de la escuela pública, que ayer se mostraron coincidentes con el criterio de Podemos, refrendado por el Gobierno de Aragón, y que solicitan que la religión salga de las aulas y se limite al ámbito de lo privado. "Es una de nuestras reivindicaciones históricas –declaró ayer la presidenta de Fapar, Flor Miguel–, porque consideramos que es algo que debe circunscribirse a los hogares. Todo lo que sea recortarlo nos parece bien, aunque haya muchas familias que lo solicitan".Dentro de la ley

Fapar recordó que dejar la disciplina en 45 minutos a la semana está dentro del marco de la Lomce y no le da importancia a que las materias que se imparten como alternativa se vayan a recortar también. "Por ejemplo, hay una asignatura que se imparte a los que no cogen Religión que es Valores, que puede transmitirse de manera transversal, sin necesidad de que haya una asignatura específica", explicó Miguel.

La enseñanza de la Religión en las aulas quedó establecida por el acuerdo entre la Santa Sede y el Estado en 1979, que sigue vigente, y que en su artículo II afirma: "Los planes educativos en los niveles de Educación Preescolar, de EGB y de BUP y Grados de Formación Profesional correspondientes a los alumnos de las mismas edades incluirán la enseñanza de la religión católica en todos los centros de educación en condiciones equiparables a las demás disciplinas fundamentales".

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión