Despliega el menú
Aragón

Algunos sanitarios se niegan a vacunar de la meningitis B con dosis compradas fuera

Argumentan que el medicamento que los padres adquieren en Francia debe cumplir todas las condiciones de seguridad.

Los pediatras aconsejan informarse antes de viajar a otro país para comprar una vacuna.
Los pediatras aconsejan informarse antes de viajar a otro país para comprar una vacuna.
F. Jiménez

Algunos centros de salud se han negado a vacunar a los niños contra la meningitis B con dosis que se traigan de otros países próximos, como Francia o Andorra. Ante la falta de stock de estas inyecciones en las farmacias españolas o bien por cuestiones económicas –suelen ser más baratas fuera–, algunos padres deciden traspasar las fronteras y transportar el producto hasta aquí. Los sanitarios defienden su decisión alegando que estos productos deben almacenarse en condiciones óptimas y con una temperatura adecuada.

Desde que el Ministerio de Sanidad permitió la venta libre de Bexsero en las farmacias el pasado 1 de octubre, la demanda de peticiones en las boticas españolas se disparó hasta agotar existencias. Incluso Salud Pública tuvo que publicar una circular para que los sanitarios informaran sobre la meningitis B y transmitieran tranquilidad a los padres, ya que no hay ningún brote ni incremento de casos en los últimos meses.

Pese a ello, muchos padres deciden inmunizar a sus hijos y se trasladan a comprar esta vacuna a otros países próximos, como Francia o Andorra. Allí, existe la posibilidad de adquirir este producto. Sin embargo, muchos sanitarios no consideran adecuado que un medicamento de estas características se transporte cientos de kilómetros y argumentan que puede romperse la cadena de frío que debe conservar en todo momento.

"La gente no sabe que igual de malo es que soporte mucho calor como que el producto se congele. La temperatura tiene que mantenerse más o menos estable", apuntaba una enfermera en cuyo centro de salud se ha optado por no inmunizar con productos que se compren fuera de España y que no se garantice que cumplen unos criterios de seguridad.

Por consejo del pediatra

Aunque reconoce que en su centro de salud no se ha prohibido esta práctica (ya hay tres personas que han pedido vacunarse), la presidenta de la Sociedad de Pediatría de Aragón, La Rioja y Soria, Nuria García, asegura que ha habido un "enloquecimiento" por parte de los padres respecto a la necesidad de inmunizarse contra la meningitis B. Recuerda que tiene que ser el pediatra el que aconseje o no el suministro de la vacuna. De hecho, hace hincapié en que la dirección de Salud Pública distribuyó una circular para informar sobre la nueva vacuna contra la meningitis B. Asegura que no hay estudios suficientes sobre su grado de efectividad ni tampoco se conoce la duración de su protección.

Salud Pública afirma que se ha observado que la vacuna causa una alta proporción de reacciones adversas locales y fiebre de más de 38º en lactantes, especialmente cuando se administra de forma concomitante con otras vacunas del calendario infantil.

Por ello, recomienda inmunizar frente al meningococo B "exclusivamente" al "escaso número de personas" con factores de riesgo de padecer la enfermedad meningocócica invasiva. Considera que no es necesario la generalización de su uso ni la introducción en el calendario oficial de vacunaciones. "La inclusión en el calendario de vacunación se decide después de una cuidadosa evaluación sobre diferentes aspectos como sus beneficios, efectos secundarios, frecuencia de la enfermedad o compatibilidad con el resto de vacunas que ya se administran", detalla la circular de Salud Pública.

En el caso de la enfermedad causada por meningococo tipo B, se explica que se ha valorado que la frecuencia es muy pequeña y ha ido disminuyendo progresivamente en los últimos años. En Aragón, durante 2014 y en el 2015 que está a punto de terminar se han registrado tres casos (de 85, 12 y 3 años de edad, respectivamente) sin ningún fallecimiento.

No obstante, la dirección general de Salud Pública asegura que, en coordinación con el resto de comunidades y el Ministerio de Sanidad, continuará evaluando la situación epidemiológica y los datos que surjan sobre esta vacuna.

Etiquetas
Comentarios