Despliega el menú
Aragón

El PP tilda de "drámatica" la situación del Ayuntamiento por la deuda del tranvía

Eloy Suárez ha indicado que la deuda pasará del 120 % de los ingresos corrientes a más del 140 %.

Eloy Suárez en una imagen de archivo.
Eloy Suárez, Pedro Santisteve, PP, Zaragoza en Común, Elecciones, Debate
Laura Uranga

El portavoz del grupo municipal del Partido Popular (PP) en el Ayuntamiento de Zaragoza, Eloy Suárez, ha calificado de "dramática" la situación económica del consistorio tras el informe de Eurostat, que detecta 200 millones de euros del tranvía del ejercicio 2013, que tienen que computar en el déficit del Estado de 2015.

Suárez ha alertado de que "no se podrá hacer ninguna inversión en el Ayuntamiento y la segunda línea del tranvía es imposible de ejecutar", ha aseverado frente a la actitud de "no pasa nada" del consejero municipal de Economía y Cultura, Fernando Rivarés.

"Con trampas no se va a ningún lado porque al final la situación estalla y se complica la prestación de los servicios públicos con este panorama y la negación de la realidad parece ser la apuesta estratégica de Rivarés", ha opinado.

En rueda de prensa, ha recordado que el informe de Eurostat "ya lo decía PP" y ha augurado que las "mentiras saldrán muy caras a los zaragozanos porque el anterior consejero municipal de Economía --Fernando Gimeno-- se dedicó a ocultar casi 200 millones intentando camuflar la deuda real del Ayuntamiento".Nuevo plan de ajuste

Suárez ha indicado que en su día el PP alertó de estos hechos y el tripartito de la anterior legislatura --PSOE, CHA e IU-- reaccionó "negando la realidad y diciendo que todo era una maquinación del PP, pero lo peor es que el mismo tripartito vuelve a decir lo mismo y niega existencia de un problema".

De forma sintética ha dicho que "esa es la herencia que ha dejado el tripartito y Rivarés sigue diciendo que no pasa nada y no he visto en mi vida tanta incompetencia" al apuntar que la deuda pasará del 120 % de los ingresos corrientes a más del 140 % y eso conllevará que la financiación en los bancos "nos costará más cara".

Además supondrá que el Gobierno central auditará todas las sociedades municipales para saber al final qué ha sucedido y eso es lo que pedía el PP y ahora le pido lealtad a Rivarés para colaborar con el Gobierno de España".

Esta situación provocará a su vez elaborar un nuevo plan de ajuste y de reducción de deuda y supone que de "amortizar 50 millones subiría a 88 millones y hasta el 2017", ha augurado.

Etiquetas
Comentarios