Aragón
Suscríbete

Cristiano y Messi irrumpen en la Liga de Campeones

El retorno goleador del portugués y del argentino impactan en el arranque de un torneo en el que el Barça defiende título.

Leo Messi celebra el gol que marcó al Atlético de Madrid el pasado sábado.
Leo Messi celebra el gol que marcó al Atlético de Madrid el pasado sábado.
JAVIER BARBANCHO/efe

La explosión goleadora de Cristiano Ronaldo en Cornellá, que asusta a cualquier rival por más que sus compañeros la esperasen e incluso el técnico Rafa Benítez le exija todavía más al luso y al equipo, y la capacidad de Leo Messi para revolucionar al Barça y asaltar el Vicente Calderón en apenas media hora, iluminan la antesala de la Liga de Campeones, que comienza mañana y encumbrará al campeón el 28 de mayo en uno de los estadios más renombrados: el Giuseppe Meazza de Milán.

El Barça aspira a cambiar la historia, con el reto de convertirse en el primer club que levanta la Liga de Campeones por segundo año consecutivo. Pero Florentino Pérez reclutó a Benítez para que su Real Madrid recupere el dominio en la competición nacional y arrebate a los catalanes el cetro europeo en la edición de la Champions más española, ya que Atlético, Sevilla y Valencia amplían a cinco los representantes de la Liga entre los 32 mejores del continente. En uno de los veranos que más dinero se ha movido en traspasos, Bayern, Chelsea, PSG, Juventus o Manchester City se postulan como los máximos rivales a batir para los dos transatlánticos españoles.

El Barça es el favorito, y más si en sus filas cuenta con la mejor versión de Leo Messi, con Neymar y Luis Suárez completando un tridente de ensueño. Los culés buscarán entrar en la historia otra vez de la mano de Luis Enrique, que tendrá que hacer frente a otra baja en lesión por defensa, la de Vermaelen, aunque Piqué puede actuar al no estar sancionado. Cargados de moral tras la victoria en el Calderón, el sobresaliente juego desplegado y el crecimiento exponencial de canteranos como Sergi Roberto y Rafinha, debutan los azulgrana el miércoles en el Olímpico de Roma ante un rival poderoso pero un escalón por debajo de los mejores. Completan el grupo el Bayer Leverkusen, que viene de perder en casa ante el recién ascendido Darmstadt, y el BATE Borisov, con su estadio como arma más peligrosa.

El desafío de Benítez

Después de la eliminación en semifinales ante la Juventus, el año en blanco costó el puesto a Carlo Ancelotti y en su lugar aterrizó otro veterano entrenador, más metódico que pasional, como Rafa Benítez. Con los supuestos problemas de gol y una sequía de Cristiano Ronaldo que se transformó en un torrente de goles ante el Espanyol, el Madrid inicia su andadura contra el Shakhtar Donestk, mañana en el Santiago Bernabéu. El conjunto ucraniano también viene de golear en su liga y aunque ha perdido a su grandes estrellas (Douglas Costa y Luiz Adriano) siempre es un equipo peligroso y mucho más en el Donbass Arena. Además, el técnico madrileño no podrá contar con Danilo ni James para los primeros partidos. Su máximo rival será un coloso de Europa como es el PSG de Laurent Blanc, con Ibrahimovic, Cavani, Verrati y Thiago Silva, a los que se les añade el exmadridista Ángel Di María. Como supuesta ‘cenicienta’ aparece el Malmoe, que eliminó al Celtic en la previa. Un conjunto inferior al resto pero que puede dar algún susto en la gélida Suecia.
¿Qué le pasa a Koke?

Por nombre y resultados en las últimas campañas, el Atlético se ha ganado el respeto de los grandes. Comandado por Simeone e inquieto porque Koke está muy alejado de su mejor versión, el equipo rojiblanco se ha reforzado bien y tiene a su favor un grupo en principio asequible. Comienza su camino en el caliente Türk Telekom Arena contra el Galatasaray de Sneijder, Podolski y Yilmaz. El Benfica de los excolchoneros Raúl Jiménez y Salvio será el otro rival a batir y el debutante Astana de Kazajistán buscará ofrecer una buena imagen en su primera participación.

El Sevilla y el Valencia no han comenzado con buen pie la Liga, pero no se van a exigir mucho menos que los atléticos en un torneo de gran desgaste. Para los de Nervión, dobles campeones de la Europa League pero incapaces de vencer en las tres primeras jornadas del torneo de la regularidad, el sorteo no fue nada benévolo, toda vez que cayeron en el grupo de la muerte con el finalista Juventus, el Manchester City de los fichajes millonarios y el Borussia Mönchengladbach, al que reciben en la primera jornada. Los alemanes, con los que ya se cruzaron en la pasada Europa League, llegan sumidos en una crisis que les sitúa en cola de la Bundesliga.

El equipo del discutido Nuno Espirito Santo obtuvo plaza tras eliminar al Mónaco en la fase previa pero sin convencer y con bastante fortuna. Después de los pitos en el primer partido liguero en casa, los tres puntos contra el Sporting cargan de moral a los levantinos para el estreno. La exigente afición valencianista deberá transmitir su apoyo desde las gradas de Mestalla en un grupo muy equilibrado, donde los partidos en casa serán clave. Zenit, Lyon y Gante serán los rivales de los che. Arrancan, a priori, en casa, frente al rival más duro del grupo: el Zenit de Javi García, Witsel y sobre todo Hulk, el gran peligro ofensivo del equipo entrenado por Villas-Boas.

Además, habrá episodios de morbo que seguro no pasarán desapercibidos: ver a Casillas disputar la Champions con la camiseta del Oporto y su reencuentro en la primera ronda con José Mourinho; o el regreso de Di María a un estadio donde fue amado y pitado.

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión