Despliega el menú
Aragón
Suscríbete

Una victoria histórica del Ebro

Un espectacular gol de falta de Lafita da al Ebro su primer triunfo en la categoría de bronce.

Nacho Lafita celebra el magistral tanto de falta directa.
Nacho Lafita celebra el magistral tanto de falta directa.
Rubén Losada

El primer triunfo en la breve historia del CD Ebro en Segunda B ya es una realidad. El segundo sorbo de la temporada, segundo consecutivo ante un equipo filial, acabó esta vez de manera radicalmente opuesta a la de la cita inaugural.

Gran parte de las posibilidades de permanencia pasan por dejar escapar los menos puntos posibles en casa, y ese mandato lo cumplieron a rajatabla los pupilos de Emilio Larraz en la presentación ante su público en un remozado y coqueto estadio de La Almozara.

Victoria de justicia y que se antoja incluso corta, ya que los locales fueron los que controlaron en todo el momento el tempo del partido, creando las más claras oportunidades para haber ensanchado algo más el marcador final.

Mención aparte merece el partido hecho por Nacho Lafita. Pegado a la cal de la banda derecha, fue un dolor de muelas para todo aquel que se le puso por delante. De justicia fue que la rúbrica a su enorme partido fuera un gol de bandera. Una falta escorada que colocó de forma imparable para el guardameta donostiarra.

El segundo equipo realista fue un conjunto inofensivo, que apenas llegó con peligro a los dominios de Loscos.

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión