Aragón
Suscríbete

El corte por obras de la vía Teruel-Sagunto del 2 al 10 de agosto afectará a unos 3.500 viajeros

Renfe ha programado un transporte alternativo por carretera entre la capital y La Puebla.

Limitación de velocidad en el tramo de Caparrates, donde se desarrollarán las obras.
Limitación de velocidad en el tramo de Caparrates, donde se desarrollarán las obras.
A. G./Bykofoto

Unos 3.500 viajeros de la línea ferroviaria Zaragoza-Teruel-Sagunto se verán afectados por el corte de la vía que ADIF llevará a cabo entre el 2 y el 10 de agosto en la zona de Caparrates, en las cercanías de la capital turolense. El motivo son las obras que se van a desarrollar en este tramo para mejorar la plataforma y un terraplén que se encuentra en mal estado.

Renfe ha programado un servicio de transporte alternativo por carretera que permitirá a los pasajeros –una media de 500 al día según fuentes de la compañía ferroviaria– salvar el tramo en obras. El tráfico de trenes se interrumpirá de las 22.40 del domingo 2 de agosto a las 7.10 del lunes 10 de agosto. Durante este plazo de tiempo, los viajeros tendrán que hacer trasbordo en autobús en el trayecto Teruel-Puerto de Escandón-Sarrión-La Puebla de Valverde.

El corte de la vía no afectará a los trenes portacoches que desde el pasado mes de abril envía semanalmente General Motors desde Zaragoza al puerto de Valencia debido a que la empresa fabricante de vehículos está en fase de parada de producción.

Quejas

Desde la plataforma ciudadana Teruel Existe criticaron ayer que las obras no se desarrollen exclusivamente por la noche, cuando no circula ningún tren por la línea Zaragoza-Teruel-Sagunto. Su portavoz, Ramón Perales, explicó que el cierre del tramo de Caparrates durante más de una semana reducirá el número de usuarios, pues hacer trasbordo en autobús supone una molestia añadida durante el viaje.

Perales destacó que el corte de la vía "es un contratiempo más para una línea que no deja de sufrir reveses y que está muy necesitada de viajeros". El portavoz de Teruel Existe afirmó que "en otros corredores ferroviarios, se trabaja solo por la noche para no perjudicar a los trenes de pasajeros".

A 20 kilómetros por hora

Las obras, con un presupuesto de 373.649,5 euros, permitirán eliminar la limitación de velocidad a 20 kilómetros por hora que existe actualmente en el tramo de Caparrates y, por tanto, reducir los tiempos de viaje. En total, la línea Zaragoza-Teruel-Sagunto acumula 20 limitaciones temporales de velocidad, todas ellas por el mal estado de la vía.

ADIF destacó ayer en un comunicado que la mejora permitirá optimizar los costes de mantenimiento y recortar el riesgo de incidencias en la zona de Caparrates. Los trabajos se desarrollan entre los puntos kilométricos 137,600 y 137,950, en un tramo de 350 metros.

Las obras incluyen la retirada de la vía del carril traviesas y balasto, así como trabajos de excavación, perfilado, compactación y rebaje de la plataforma ferroviaria. Además, se ejecutarán cuñas de transición entre el terraplén y el viaducto de Valdelobos.

Igualmente se construirá una zona de drenaje y una cuneta de hormigón y se instalará un geomalla de protección de alta resistencia en el terraplén. Por último, se colocará la nueva capa de balasto y se repondrán los elementos de la vía férrea.

ADIF señala que ha programado los trabajos en un periodo de menor demanda a fin de reducir la afectación a los viajeros. Al igual que Renfe, indica que las obras son necesarias para permitir la ejecución de las mejoras en la infraestructura.

Ambas compañías advierten de que los trenes afectados por los trasbordos pueden sufrir demoras y que en los recorridos en autobús no se admitirán bicicletas ni animales domésticos.

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión