Aragón

La feria medieval de Daroca recrea la paz que se firmó con Molina en 1449

Cientos de personas participan durante todo el fin de semana en la XVI edición de esta fiesta de interés turístico de Aragón.

Dos recreacionistas, durante la batalla previa a la concordia.
santiago alonso

En 1449, la ciudad de Daroca –en Aragón– y la villa de Molina –en Castilla– decidieron firmar una concordia. Hartos de guerras fronterizas entre los dos reinos, los concejos de ambos enclaves, junto con sus respectivas aldeas y otras poblaciones de la zona de Cuenca, acordaron que durante un plazo de 15 meses no se causarían daños mutuos, perseguirían a los delincuentes independientemente de dónde hubieran cometido sus fechorías y garantizarían el libre tránsito de personas y de mercancías entre sus territorios.

Para el historiador y escritor darocense José Luis Corral, aquel tratado internacional fue "un precedente lejano de lo que siglos más tarde constituiría el ideario fundacional de la Unión Europea". "Dos pueblos dieron ejemplo y decidieron acabar con los males de la guerra mediante la concorcia política y ciudadana y el acuerdo jurídico", destaca.

Más de 550 años después, este fin de semana la feria medieval de Daroca conmemora y recrea aquella histórica concordia que, como recuerda el alcalde del municipio, el aragonesista Miguel García, "posiblemente fue el primer acuerdo de paz entre Castilla y Aragón". Desde el viernes por la noche, y hasta última hora de hoy, cientos de vecinos y visitantes participan en la XVI edición de una fiesta que desde el año pasado está declarada de interés turístico de Aragón. "Cada año elegimos un tema para la recreación histórica –destaca García–. En 2013 fue el nombramiento de Daroca como ciudad, en 2014, la llegada de los Corporales y esta vez, la paz con el señorío de Molina". El primer capítulo de esa representación se celebró en la tarde de ayer con la escenificación de la batalla que precedió al acuerdo, y hoy a las 13.00 se recreará la concordia.

Además, durante todo el fin de semana se están celebrando más de 50 actos para todos los públicos. El programa comenzó el viernes con un concierto de la coral Ángel Mingote y una conferencia de Corral sobre las leyendas de la localidad. No obstante, el grueso de las actividades se iniciaron ayer con la apertura del campamento medieval.

Durante toda la jornada hubo pasacalles, charlas, exhibiciones, marionetas, visitas guiadas... "Como tenemos siete u ocho grados menos que en días anteriores no hace un calor asfixiante y la gente está disfrutando de lo lindo –destacó ayer el alcalde darocente–. Las terrazas están llenas y se nota que hay bastante más visitantes que el año pasado".

Otro de los actos centrales de la jornada de ayer fue la representación teatral ‘Daroca: recuerdos y ensueños’, que siguió a la cena popular y dio paso a una sesión de discomóvil hasta bien entrada la madrugada. Hoy el momento clave de la feria medieval será la representación de la concordia de 1449. No obstante, durante todo el día volverán el mercado y las actividades de animación. Además, los organizadores de este evento –el Ayuntamiento, la comarca Campo de Daroca y la Asociación de Amigos del Medievo Darocense– ya están preparando la próxima edición. "Queremos crear un premio literiario a la concordia de carácter internacional", adelanta García.

Etiquetas
Comentarios