Aragón
Suscríbete

Empezó con el himno y acabó en pedida

?José Manuel Rojas protagonizó la anécdota de una tarde histórica, al pedirle matrimonio a su novia delante de los aficionados oscenses que invadieron el campo tras el pitido final.

Empezó con el himno y acabó en pedida
Empezó con el himno y acabó en pedida

Con el ascenso certificado, los jugadores entregados en el centro del campo y rodeados de aficionados, José Manuel Rojas se hizo con el micro de la megafonía del estadio, dispuesto a convertirse en el Pepe Reina de la celebración. Pero lo que el sevillano preparaba no era un recital de cantinelas de ‘Camarero, camarero...’, el discurso del futbolista fue otro. "Hace un año le prometí que lo haría y no se me ocurre un momento mejor que este para pedirte que te cases conmigo", dijo mirando a su novia y mostrando un anillo, para sorpresa de los presentes que rompieron a aplaudir.

Esa fue la anécdota de casi media hora de festejos sobre el césped tras el pitido final, con invasión de campo incluida, en el que los abrazos con los familiares se mezclaban con las fotos con los aficionados, la atención a los periodistas y a los cientos de niños que reclamaban alguna prenda de los jugadores a modo de recuerdo.

A un pequeño se le caían las lágrimas, pues tras conseguir un trofeo tan solicitado como la bota de Manolo, otro niño se la había arrebatado. Al percatarse, el jugador cordobés no dudaba ni un momento en quitarse la camiseta y dársela, con su habitual desparpajo, "pero no llores, chiquillo". Lo mismo que otros como Fran Mérida o Morillas, que se retiraban en ropa interior al vestuario.

Dentro, cava, saltos y duchas para festejar que después de un año redondo, el Huesca había logrado, por fin, el salto de categoría. Antes, tocó tirar de oficio ante un Huracán dispuesto a llevarse al partido a su terreno, de juego directo y muy duro.

La tarde ya se presentaba histórica, con un Alcoraz lleno y cientos de aficionados congregados en torno a las 17.30 para recibir al autobús del equipo. Con las elevadas temperaturas y el Dance de las Espadas sonando por megafonía, la espera recordaba a una mañana de 9 de agosto en la plaza de la Catedral.

Porque además de los jugadores y la fiesta, el calor fue el otro protagonista de la jornada, al igual que ya ocurriera en la tarde del 15 de junio de 2008 en Écija, cuando el equipo logro su primer ascenso a Segunda. Como si los hitos del Huesca con la categoría fueran ligados a termómetros por encima de los 35 grados.

A pesar de ello, los aficionados vivieron con intensidad todo el encuentro, ya desde el inicio, cuando se interpretó a capela el himno del club, minutos antes del inicio. La peña Fenómenos Oscenses fue la encargada de repartir por los asientos la letra de la canción, para que todos los presentes pudieran cantarla.

El tanto de Tyronne tras la reanudación despertó la euforia en la grada, después de una primera parte de pocos lucimientos, en el que el tosco juego del Huracán amenazaba con imponerse en un partido en el que el Huesca lo tenía todo a su favor desde el inicio.

El 1-0 del canario dio tranquilidad y alegría, y el del Mainz, tres minutos después, supuso la apoteosis entre los aficionados, ya que al rival no se le veía capacidad para levantar un resultado así en la media hora restante.

Con un 2-0 en el marcador, que suponía línea directa y puerta grande hacia Segunda División, la afición dejó atrás la cautela y comenzó a divertirse. Hubo ‘olés’ en cada pase del conjunto azulgrana y hasta un amago de ola. El público se sabía de nuevo en la categoría de plata y no veía el momento de que el árbitro señalara el final.

Hubo ovaciones para Fran Mérida y Mainz en sus sustituciones, demostrando que pese haber llegado en el mercado de invierno, ambos se han convertido en piezas claves dentro de este proyecto deportivo.

Reacción opuesta hubo a la salida de un exazulgrana como Tariq, del que parecían no guardar muy buen recuerdo los aficionados oscenses. Pero ayer no era momento de pensar en el pasado, sino de vivir el presente y pensar en el futuro que se le abre al equipo, de nuevo entre los grandes.

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión