Aragón
Suscríbete

Agroseguro calcula que las pérdidas por la riada superan los 4 millones solo en cultivos asegurados

Los daños totales pueden duplicarse, ya que la superficie afectada rondó las 15.000 hectáreas y solo estaban cubiertas 6.600.

Un agricultor de Novillas, en un campo de coliflores echado a perder por la riada.
Un agricultor de Novillas, en un campo de coliflores echado a perder por la riada.
asier alcorta

Los técnicos de Agroseguro calculan que la gran riada del Ebro de finales de febrero causó daños en las cosechas por valor de más de cuatro millones de euros solo en lo que se refiere a los campos que estaban asegurados. Esto significa que la cuantía total de las pérdidas en los cultivos puede alcanzar o superar los ocho millones, ya que la superficie total agrícola afectada por la avenida rondó las 15.000 hectáreas y sin embargo solo estaban protegidas por algún tipo de póliza unas 6.600.

En cualquier caso, el delegado territorial de Agroseguro en Aragón, Juan Cruzán, subraya que esta primera cifra de daños es "una estimación basada en la visita inicial que se ha hecho a todas las fincas que han dado parte de un siniestro por inundación". "Los datos definitivos los tendremos cuando realicemos las visitas definitivas", recuerda Cruzán, que además destaca que la entidad responsable de los seguros agrarios tratará de acortar los plazos de tramitación. "Normalmente tardamos en pagar unos 60 días desde que hace la visita definitiva a los campos, pero vamos a intentar que sea antes porque somos conscientes de la situación delicada que atraviesan muchos agricultores", señala.

Según los datos facilitados por Agroseguro, los partes de daños por inundación de cultivos asegurados suman unas 6.700 hectáreas, de las cuales algo más de un centenar se vieron afectadas por las crecidas que experimentaron los afluentes de la margen derecha y el resto se anegaron durante la gran riada del Ebro.

Sobre todo trigo y alfalfa

En cuanto al tipo de cosecha perjudicada, cerca de 3.300 hectáreas son campos de cultivos forrajeros –fundamentalmente, alfalfa– y otras 3.300, fincas de cultivos herbáceos –sobre todo, trigo–. La superficie de frutales y huertas supera por poco las 100 hectáreas. "Basándonos en esas cifras y en la visita inicial a las fincas afectadas estimamos que los daños en herbáceos se acercarán a los 2 millones de euros y que las pérdidas en forrajeros rondarán los 1,8 millones, mientras que la previsión de pagos para los frutales se sitúa en unos 150.000 euros y la de los productos hortícolas, en unos 200.000 euros", detalla Cruzán.

No obstante, hay que tener que en cuenta que estos cálculos solo se refieren a las indemnizaciones para los agricultores que sí tenían contratada alguna póliza. Las pérdidas en las cosechas no aseguradas todavía no se conocen, pero atendiendo a la superficie total afectada es posible que dupliquen la cantidad total que tenga que acabar pagando Agroseguro superando incluso ampliamente los ocho millones de euros. La estimación inicial de daños en cultivos que hizo el Gobierno de Aragón fue de unos seis millones.

Los daños en parcela, aparte

Como referencia, frente a las alrededor de 6.700 hectáreas que sí estaban cubiertas por algún seguro, los cálculos del Departamento de Agricultura de la DGA cifran la superficie total agrícola afectada por la avenida en unas 15.000 hectáreas, lo que significa que más de 8.000 de ellas estaban desprotegidas y solo podrán beneficiarse de las ayudas que conceda el Gobierno de Aragón.

Además, a los daños que se hayan producido en las cosechas hay que sumar las pérdidas que han sufrido los agricultores por los trabajos que han tenido que llevar a cabo para arreglar sus parcelas:retirada de gravas y maleza, relleno de simas, reposición de tierra de cultivo, nivelación de los campos, reposición de accesos y ribazos, limpieza o restitución de las infraestructuras de riego... En muchos casos estas afecciones han sido más gravosas todavía que los daños en los cultivos, por lo que la DGA también las ha incluido en su decreto de indemnizaciones y subvenciones.

Los riegos, reparados al 72%

Mientras tanto, la empresa pública Tragsa, dependiente del Departamento de Agricultura, sigue llevando a cabo los trabajos de reparación de las infraestructuras comunes de riego afectadas por la riada en toda la ribera del Ebro. Según los últimos datos facilitados por la consejería que dirige Modesto Lobón, ya se han ejecutado el 72% de esas obras, lo que se ha traducido en la limpieza de unos 240 kilómetros de acequias y la reposición de otros 9,4 kilómetros de conducciones que habían sido destruidas por la avenida.

Siempre según el balance de Sarga, actualmente se está trabajando en 57 zonas distintas, aunque algunas de ellas corresponden a los daños causados por las crecidas que hubo en los afluentes de la margen derecha. Esas últimas actuaciones se llevarán a cabo en 22 municipios distintos y se han presupuestado en 384.074 euros.

Por su parte, las obras de reparación de las infraestructuras de riego afectadas por la gran riada del Ebro se han valorado en 12 millones de euros:11,5 para los trabajos que se están realizando actualmente y el resto, para una primera fase de actuaciones especialmente urgentes que ya están terminadas.

Etiquetas