Despliega el menú
Aragón

El Tesoro de Puerta Cinegia

Hace años, tomaba a diario el autobús en la Plaza de España, frente al espacio demolido, vacío y cercado, donde antes estuviera la tienda de máquinas de coser 'ALFA', y ahora se encuentra la galería comercial 'Puerta Cinegia'. Mientras esperaba a que llegase el bus, observaba de reojo algo que me hacía soñar despierto: una caja fuerte empotrada en uno de los muros descarnados que delimitaban el solar en obras citado; antes tabique norte de un tercer piso, aún recubierto por jirones medio despegados de un papel pintado, ¡horroroso! Lo que más me intrigaba era que, aunque habían derribado el edificio, la caja permanecía cerrada.

<> –pensaba–. <> –me consolaba–; <>

Fabulaba imaginando tesoros ultramarinos guardados, y cómo podría un curioso enfermizo como yo, ingeniárselas para verlos. Se convirtió en una obsesión. Afortunadamente, me trasladaron y olvidé el asunto. Hasta que un día, un amigo arqueólogo me llamó:

¡Han encontrado un tesoro en el Tubo!

¡¿Qué había dentro?! –pregunté excitado.

¿Dentro? Nada. Es un trozo de muralla romana.

¡Pues… qué bien! –exclamé, ocultando mi decepción.

Leer más relatos del concurso de relatos cortos de Heraldo 2015

Etiquetas