Despliega el menú
Aragón
Suscríbete

Más espacio para atender a los niños con cáncer en el Hospital Infantil

Mejora la supervivencia del cáncer infantil, que está en el 80%.

?El Hospital Infantil amplía el área de Oncopediatría
Más espacio para atender a los niños con cáncer en el Hospital Infantil

El Hospital Infantil de Zaragoza ha ampliado su área de Oncopediatría en 250 metros cuadrados, tanto la zona donde los niños reciben tratamientos ambulatorios, como las salas de juegos, además de acondicionarse un despacho para la Asociación de Padres de Niños con Cáncer (Aspanoa). Esta actuación ha supuesto una inversión de 50.000 euros, aportados al 50 por ciento entre el Ejecutivo de la Comunidad e Ibercaja.

La presidenta del Gobierno de Aragón, Luisa Fernanda Rudi, ha visitado estas instalaciones acompañada del consejero de Sanidad, Ricardo Oliván, la directora de la Obra Social de Ibercaja, Teresa Fernández, el presidente de Aspanoa, Miguel Casaus, y el gerente de los sectores sanitarios Zaragoza 1 y 2, José Ignacio Castaño.

Oliván ha explicado, en declaraciones a los medios de comunicación, que "ha sido una reforma importante porque era una necesidad" del centro, que ha podido ser acometida con el apoyo "de entidades que tradicionalmente colaboran con el Gobierno de Aragón", como son Ibercaja y Aspanoa.

Además, ha anunciado que van a tener lugar cuatro contrataciones porque "el servicio se potencia". Concretamente, se va a contar con un facultativo, dos enfermeros y un auxiliar de enfermería más.

El gerente de los sectores Zaragoza 1 y 2, José Ignacio Castaño, ha dicho que la contratación va a ser "inminente" y ha relatado que las obras han consistido "en la ampliación de los metros cuadrados del Hospital de Día Oncopediátrico, con dos salas de juego --una para adolescentes y otra para los niños más pequeños-- y una sala polivalente "para realizar pruebas diagnósticas", que hasta ahora se efectuaban en otro lugar.

Ahora, "se concentran aquí" y también se cuenta con una habitación para que los menores estén allí tras las pruebas "antes de marcharse a su casa". Este último espacio no solamente será utilizada por Oncopediatría, sino por otras especialidades para realizar estudios, tanto a niños ingresados como ambulatorios.

Atención a las familias

Castaño ha mencionado el nuevo despacho para Aspanoa, que va a contribuir a "poder informar adecuadamente" a las familias. El objetivo es que tanto estas, como los menores "tengan que estar el menor tiempo posible en el hospital", y cuando deban permanecer en él lo hagan "en las mejores condiciones" y "sea mucho más llevadera la estancia aquí".

El presidente de Aspanoa, Miguel Casaus, ha precisado que su asociación "está desde el primer momento" con las familias, ya que tras conocer que un niño tiene cáncer "se hunde el mundo para ellos y tenemos que estar levantándoles el ánimo" y veces también dar apoyo económico, con la finalidad de "hacer que la gente tenga esperanza".

Al respecto, ha recordado que se ha incrementado considerablemente el índice de supervivencia "y se curan gran parte de los niños", al tiempo que ha defendido la necesidad de dar "la mejor calidad de vida", mientras se trata la enfermedad.

Casaus ha dicho que "la obra que se ha realizado era totalmente necesaria para aumentar la confortabilidad de las familias, los niños y los profesionales que trabajan aquí, que hacen una gran labor".

Por su parte, la directora de la Obra Social de Ibercaja, Teresa Fernández, ha sostenido que esta actuación es "una muestra de que cuando hay capacidad de diálogo, ganas y sensibilidad, se consiguen las cosas" y se buscan los recursos económicos "donde es necesario".

Igualmente, ha afirmado que "hemos encontrado la sensibilidad del Gobierno de Aragón" y "a unos profesionales magníficos que se vuelcan con sus enfermos y las familias" para intentar que la enfermedad "sea lo más llevadera posible" y ha subrayado la labor "del tejido asociativo que trabaja de manera altruista".

Más casos

El área de Oncopediatría del Hospital Infantil de Zaragoza ha visto incrementada su actividad con entre 40 y 45 casos nuevos cada año, frente a los 30 y 35 que se registraban hace diez años. Esto ha hecho que se aumenten las estancias de los niños, las consultas, los ingresos y los tratamientos, por lo que ha sido precisa esta ampliación de 555 a 806 metros cuadrados.

El número de camas sigue siendo el mismo, 14, pero hay más habitaciones individuales, pasando de dos a cuatro, por las necesidades de los enfermos adolescentes o de aislamiento. En esta área, en 2014, ha habido 447 ingresos de niños procedentes de Aragón, La Rioja y Soria.

Los casos más frecuentes de cáncer infantil son tumores del sistema nervioso central y leucemias. La mejora en los diagnósticos y la evolución de los tratamientos ha permitido una supervivencia global de los tumores infantiles de entre el 75 y el 80 por ciento.

Al respecto, el jefe de Pediatría del Hospital Infantil, José Ignacio Labarta, ha recalcado la importancia del diagnóstico precoz, así como la mejora de la calidad de vida de estos pacientes, cuya patología "ya no es invalidante, sino que ha pasado a ser una enfermedad crónica".

En este punto, ha enfatizado que "hay una fuerte tradición de seguir a los pacientes" y se ha mostrado "muy satisfecho" porque es una unidad "fuerte y potente".

La ampliación de instalaciones ha incluido también la decoración del área, en la que ha colaborado 'Believe in Art', una asociación cultural sin ánimo de lucro cuyo objetivo es introducir la creación artística en el ámbito del Hospital Infantil gracias a la cual una docena de artistas que ha transformado las habitaciones de Cirugía Pediátrica y ha decorado algunas áreas de Oncopediatría.

Etiquetas