Despliega el menú
Aragón

En recuerdo de Tomás

La familia del ciclismo aragonés homenajea a Tomás Agustín Sancho, presidente del CC Ebro, fallecido el pasado miércoles.

El pabellón Príncipe Felipe fue el punto de encuentro de los ciclistas
En recuerdo de Tomás
José Miguel Marco

El Club Ciclista Ebro rindió ayer un sencillo homenaje a la figura del que fue su presidente, Tomás Agustín Sancho, que perdió la vida el pasado miércoles después de ser golpeado por un camión en la carretera CV 624, en Torrecilla de Valmadrid, mientras entrenaba. La entidad deportiva convocó ayer a los ciclistas las 9.15 en las inmediaciones del pabellón Príncipe Felipe, para "reconocer la figura de Tomás, solidarizarnos con el dolor de su familia y reclamar respeto para el más débil en las carreteras". Y la convocatoria "desbordó todas las previsiones" ya que fueron más de 2.000 deportistas los que recordaron a un hombre "vitalista" que destacaba por "su enorme corazón", como resaltaron sus amigos.

La primera cita fue en el Paraninfo de la Universidad de Zaragoza, habitual punto de encuentro de los socios del Club Ciclista Ebro. "Si normalmente solemos quedar unos cincuenta, hoy (por ayer) han sido más de 300. Ha sido impresionante", destacó Guillermo Pombo. En grupo llegaron hasta el Príncipe Felipe para dar inicio al acto, que contó con la presencia de los hijos y familiares, además del presidente de la Federación Aragonesa de Ciclismo, Luis Marquina, entre otros. "No esperábamos tanta afluencia, porque ha venido gente de muchos clubes de la Aragón, pero también de otras Comunidades. Nos ha sobrepasado la respuesta", recalcó Pombo.

Escoltados por la Policía Local y la Guardia Civil, el multicolor pelotón tomó la autovía de Castellón y llegó a la rotonda del polígono PTR (Parque Tecnológico de Reciclado López Soriano), donde se depositaron unas flores en el punto en que Tomás Agustín Sancho falleció. En silencio, los deportista escucharon emocionados las palabras de su hija Marucha, que leyó una emotiva carta que su familia dedicó no solo a la figura de su padre sino a todos los compañeros y amigos apasionados de la bicicleta. "Ha sido una hermosa jornada ciclista, deportiva, solidaria y reivindicativa. A ver si sirve también para concienciar a los conductores, para que se eviten muertes como la de Tomás", concluyó Pombo.

Etiquetas