Aragón
Suscríbete

"Hay casos en los que se debería olvidar la ley y priorizar que no sufran los seres vivos"

Defensores de los animales denuncian la forma de proceder de la DGA con un cargamento ilegal de animales intervenido en Pina de Ebro.

Imagen de algunos de los animales enjaulados.
"Hay casos en los que se debería olvidar la ley y priorizar que no sufran los seres vivos"
Heraldo

Voluntarios de distintas asociaciones en defensa de los animales de Zaragoza denuncian la forma de proceder de la DGA con el cargamento ilegal de distintas especies que el pasado martes fue intervenido por la Guardia Civil en el interior de un furgón de grandes dimensiones en Pina de Ebro (Zaragoza).

Dicho cargamento, que contenía un buen número de perros, tortugas, pájaros y chinchillas procedentes de Eslovaquia, fue interceptado en torno a las 23.00 en Pina y, según miembros de la Comandancia de la Guardia Civil de Zaragoza, debido a las sospechas de que las cartillas de identificación pudieran estar falsificadas, fue trasladado hasta el centro municipal de protección animal de Peñaflor, a la espera de que el Gobierno de Aragón, competente en ámbito sanitario, determinase su destino.

Los responsables de las instalaciones de Peñaflor no llegaron a tramitar los ingresos de los animales, sino que los animales "pasaron la noche en el interior del vehículo, que fue estacionado en el aparcamiento situado en el exterior del recinto, a la espera de que en la jornada del miércoles se pudiera hacerles el pertinente reconocimiento".

La revisión, efectuada en la mañana del miércoles por veterinarios

municipales, de la DGA y del Seprona, confirmó las sospechas de los agentes de la Guardia Civil al verificar que los animales no habían cumplido la edad mínima que se requiere para que puedan ser vendidos de forma legal y que en el caso de los perros es de tres meses.

Por consiguiente, los responsables del transporte de los animales fueron sancionados por la DGA, que atendiendo a las regulaciones vigentes dejó que el furgón pudiese continuar horas más tarde con su recorrido. "El procedimiento seguido fue el habitual. Se aplicó la sanción administrativa correspondiente y seguidamente se comprobó cuál era el destino del vehículo para dar aviso a las administraciones competentes de que iban a llegar una serie de animales que no se podrían vender hasta que cumplieran la edad mínima que marca la ley", indicaron fuentes del 

departamento del departamento de Agricultura, Ganadería y Medio Ambiente del Gobierno aragonés.

Cáceres, Badajoz o Guadalajara son algunas de las provincias que fueron informadas de la llegada del furgón, que en la tarde del miércoles reanudó su viaje ante el descontento de los voluntarios que atendieron a los animales en Peñaflor quienes consideran "descalabrado" y "algo vergonzoso" que se dejase que partieran hacia su destino tras "un viaje de más de 20 horas desde Eslovaquia y haber permanecido toda la noche en el interior de un vehículo en condiciones pésimas".

"Los perros iban hacinados en jaulas muy pequeñas, en las que ni siquiera podían ponerse de pie, las tortugas no tenían agua y algunos pájaros estaban muertos, al haberse atacado unos a otros porque viajaban en jaulas de grandes dimensiones", señalaron estos voluntarios, que se mostraron seguros de que muchos de los pájaros morirían en el trayecto".

Por ello, lamentan que la DGA actuara en este caso "con la ley en la mano, sin tener en cuenta el sufrimiento de los seres vivos". Por su parte, desde el Gobierno de Aragón señalan que el procedimiento fue correcto y ajustado a la norma. "Los veterinarios del departamento no habrían autorizado que los animales continuaran el viaje si hubiesen estado en malas condiciones", afirman.

IU y CHA se unen a la denuncia

El grupo parlamentario considera que el protocolo seguido por la DGA en relación a "un caso de contrabando en el que se dejó marchar al delincuente con seres vivos en condiciones deleznables" ha sido "insuficiente". 

El concejal Raúl Ariza interpelará este viernes al consejero, Jerónimo Blasco, para obtener toda la información sobre lo sucedido. "No se entiende el motivo por el que dejaron marchar, tan solo con una sanción, a un señor que transporta cachorros de perro demasiado jóvenes para haber sido separados de sus madres y que probablemente no contaban con la identificación verdadera", señala. 

Además, advierte, el furgón "llevaba aves que habían muerto en el trayecto por estrés y tortugas sin la oxigenación necesaria". 

Por su parte, el diputado Miguel Aso trasladará al Parlamento aragonés este debate, preguntando en la Comisión de Agricultura y Medio Ambiente "porqué la DGA ha tenido esta falta de sensibilidad en este caso". 

Igualmente, Luzia Meavilla, coordinadora del Rolde de Derechos de los Animales de CHA, ha señalado que "si las condiciones del transporte eran inadecuadas, de hecho fueron multados los responsables del mismo, limitarse a poner una sanción es insuficiente porque se les permitió continuar el recorrido. Hay que buscar otros protocolos, otros mecanismos que, además de imponer las correspondientes denuncias contra los responsables, permitan salvaguardar los derechos de los animales".

Etiquetas