Despliega el menú
Aragón
Suscríbete

La OCDE da la peor nota a Aragón en calidad del aire

La Comunidad es la peor región de España en este apartado para el organismo internacional, solo por detrás de Melilla.

Contaminación atmosférica
La OCDE da la peor nota a Aragón en calidad del aire
EFE

A pesar de que el parón económico de la crisis ha rebajado las emisiones de CO2, o que la contaminación ha descendido a mínimos históricos tras años de trabajo y concienciación, el aire que se respira en Aragón sigue siendo el más contaminado de todas las comunidades autónomas de España.

Así lo refleja un trabajo publicado por la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos (OCDE), en donde con una nota de un 4.8, la comunidad aragonesa suspende y queda a la cola en materia medio ambiental con respecto al resto de territorios españoles a excepción de Melilla, donde la presencia de partículas en el aire es aún más nociva, obteniendo solo 4.7 puntos sobre un total de 10.

Este es el resultado de un informe que el organismo internacional lleva elaborando desde el pasado verano y en el que, con una clara vocación divulgativa, se sondea el grado de bienestar de los ciudadanos de 362 regiones distribuidas por los países miembros de la OCDE en base a 9 variables -ingresos, empleo, salud, acceso a servicios, medio ambiente, educación, seguridad, compromiso cívico y vivienda- del que Aragón no sale mal parado en términos globales (obteniendo un 6,2 de nota media) pero que sí que da un aviso en materia medio ambiental a la Comunidad, sobre todo al ver con que otras regiones del mundo se equipara la nota aragonesa.

El baremo que ha usado la OCDE para medir la calidad del aire de sus países miembros es la cantidad de partículas PM2.5, una compleja red de sustancias que van desde el polvo más común hasta el carbón o compuestos químicos y que resultan especialmente dañinas para la salud debido a que por su diminuto tamaño son capaces de colarse en los bronquios y perjudicar al aparato respiratorio. “En términos de contaminación, el lenguaje político y de los medios nos han llevado a tener como máximos enemigos al CO2 y el ozono, pero en términos de salud pública estas partículas, que sobre todo provienen de los motores de combustión diesel y de las emisiones de empresas como cementeras o papeleras, son las que más deberían preocupar al ciudadano de a pie”, explica Saturnino Barbé, portavoz de Ecologistas en Acción en Aragón.

En concreto, según los datos recopilados por la OCDE, que establece una media de las mediciones de los últimos tres años, en Aragón hay 13 microgramos de partículas PM2.5 por metro cúbico de aire, unos niveles que están por encima de la media española (Madrid por ejemplo registra 10.9 microgramos) y que dejan a Aragón con una nota suspensa similar a la que tienen regiones como Île de France (París), Michoacán, en México o algunas regiones de Chile.Una evolución positiva, aunque aún “preocupante”

Pese a esto, España en su conjunto y también Aragón salen bien paradas en materia medioambiental al ser comparadas con otros países europeos. Así, por ejemplo Italia tiene 8 de sus 21 regiones por debajo de la media de la OCDE, una mala posición que en España solo cumplen la Comunidad aragonesa y Melilla, que pese a todo obtienen notas mejores que varias regiones de Alemania o Francia.

En los últimos años, Aragón, y en particular Zaragoza, han venido mejorando sus registros en lo que a contaminación respecta. 2013 fue por primera vez el año que la capital cumplió con todos los parámetros que exige la Organización Mundial de la Salud. En concreto, según las mediciones de las estaciones municipales, la ciudad se quedó el año pasado en una media anual de 10 para las PM2,5, el límite exigido, y el pasado verano se registró el nivel de CO2 más bajo en cinco años, ambos registros conseguidos en buena parte gracias a la caída del uso del vehículo privado y el parón de la construcción de los últimos años.

Sin embargo, los buenos datos celebrados durante este año pueden considerarse una victoria pírrica para los grupos medioambientales, a quienes no salen las cuentan y denuncian que las mediciones llevadas a cabo tanto por DGA como Ayuntamiento no son todo lo completas que podrían ser. “Con las partículas PM2.5 hay serios problemas en las mediciones, ya que son pocas las estaciones que las controlan y los datos no se ofrecen con una media de 8 horas, como se entiende que se debe hacer en términos europeos”, señalan desde Ecologistas en Acción, organización que este mismo verano volvió a detectar como los niveles de ozono a ras de suelo volvían a incumplir los límites de la OMS.

“El problema del ozono es común del sur de Europa, ya que sus efectos -beneficiosos en la atmósfera pero perjudiciales en las capas más bajas- se potencian con la presencia de radiación solar, pero en Aragón se superan los niveles con cierta facilidad, lo cual es preocupante y debería ser foco de mayor atención”, explica Barbé.La web dedicada a dar información sobre el aire, tres meses parada

Por otra parte, los ecologistas también denuncian que la web 'aragonaire.es', promovida por la DGA para informar públicamente de los niveles de contaminación en el aire lleve hasta tres meses sin estar operativa. En ella, cualquier ciudadano podía acceder hasta el pasado mes de agosto a las mediciones de las 6 estaciones pertenecientes a la red propiedad de la DGA (RRICA), que miden la polución en Huesca, Monzón, Teruel, Torrelisa, Alagón y Bujaraloz, sin embargo, ahora es solo un mensaje de error lo que se encuentra cualquier internauta al entrar en ella.

“Es un problema de información pública que se debería solucionar”, lamenta Saturnino Barbé, que además reconoce “no explicarse” lo mal planteadas que están las estaciones, que se distribuyen en municipios que, para Barbé, “no son significativos para anclar una media”, explicando que haría falta extender la red pública a pueblos como Andorra que por su cercanía con la central térmica deberían obtener la información diaria y ofrecida de forma gubernamental.

Desde el Departamento de Medio Ambiente de la DGA se explica que la renovación de la web sobre calidad del aire está pendiente de que la Unidad de Control del Gasto autorice el expediente económico del contrato. Un trámite que a pesar de que al principio se describió como breve, ahora, cierre de caja mediante, no se puede concretar una fecha exacta, aunque se recuerda que los datos siguen estando disponibles para cualquier ciudadano que realice una petición por escrito al Departamento.

Además de la red de estaciones de la DGA, el Ayuntamiento de Zaragoza también mantiene otros 7 centros de control en la capital cuya información está disponible en la web municipal, aunque, según critican desde Ecologistas en Acción, no se den datos continuos de la presencia de partículas PM2.5 y una de ellas, la de Avenida de Navarra, lleve desde 2010 sin funcionar pendiente de una nueva ubicación.

Etiquetas