Despliega el menú
Aragón

Boné plantea posponer el congreso del PAR hasta después de las elecciones de mayo

El vicepresidente del partido aragonesista argumenta, en la reunión de la comisión ejecutiva, que este aplazamiento es una posibilidad para salvaguardar la unidad de la formación

Alfredo Boné
Boné plantea posponer el congreso del PAR hasta después de las elecciones de mayo
FUENTE

La reunión de ayer de la comisión ejecutiva del PAR fue menos tensa de lo que se preveía antes de su inicio y la sorpresa llegó con la intervención del vicepresidente del PAR, Alfredo Boné, quien planteó la posibilidad de aplazar el congreso hasta después de mayo de 2015. Tanto el presidente, José Ángel Biel, como el secretario general, Arturo Aliaga, subrayaron que la cita debe celebrarse antes de las elecciones. 

Según varios miembros de la ejecutiva, Boné leyó un documento en el que defendía que el proceso de renovación del partido no estaba resultando creíble y que ante esta situación, el único activo de la formación, que había que preservar a toda costa, era la unidad. Estas fuentes explicaron que el responsable del PAR opinó que dadas las fechas en las que se estaba ya, al congreso se llegaría tarde y mal. Por tanto, propuso que se estudiara su aplazamiento hasta después de los comicios autonómicos y locales, ya que esta posibilidad sería mejor que llegar a él desunidos.

El vicepresidente del PAR también puso en duda la neutralidad de los integrantes de la ejecutiva y de los cargos orgánicos en el proceso. El escrito de Boné contaba con el aval de otros cuatro miembros de la ejecutiva de su confianza, Luis Marruedo, Carlos Franco, Marina Sevilla y Carmen Fortea. Estas dos últimas no asistieron a la ejecutiva.

En una clara respuesta al vicepresidente, Aliaga incidió ante la ejecutiva que no iba a permitir que nadie pusiera en duda la neutralidad de sus apoyos porque «como mínimo» eran tan buenos como los de Boné.

También tomó la palabra Javier Allué, quien se postula junto con Aliaga a liderar la formación aragonesista. Reclamó una vez más que se fijara una fecha para el congreso e hizo hincapié en que el órgano de dirección del partido debía ser imparcial.

 Por su parte, el presidente del partido, José Ángel Biel, eludió nuevamente dar una fecha concreta para la celebración del congreso que, reiteró, se hará tras el verano. Asimismo, dijo que en la reunión de ayer había recordado que la ejecutiva del partido tenía perfecto derecho a opinar sobre los candidatos a la presidencia e incluso proponer alguno. Con estos mensajes, que sonaron amenazantes a algunos representantes de la comisión, Biel pretendía salir al paso del malestar que había generado uno de los puntos del orden del día que planteaba «la toma de conocimiento de posibles candidatos a la presidencia del partido y, en su caso, la adopción de acuerdos por parte de la comisión ejecutiva».

Ninguno de los dos políticos que se han postulado públicamente hasta ahora para este cargo –Aliaga y Allué– reiteraron ayer ante la comisión su intención, ya que esperarán a que se anuncie la fecha del congreso y se fijen los plazos para defender formalmente su postura.

Biel se refirió también a la renovación, proceso que dio por finalizado, aunque reiteró que para hacer efectiva esta renovación no es suficiente cambiar al presidente. También tomaron la palabra otros integrantes para mostrar su respaldo tanto a la tesis de demorar el congreso hasta después del las elecciones como la necesidad de hacerlo después del verano. 

Por otra parte, la dirección aprobó una propuesta frente a la defensa del Estado federal del PSOE. 

Etiquetas