Despliega el menú
Aragón

Seguridad Vial

Aragón no logra reducir las muertes en carretera pese al descenso nacional

El año pasado 86 personas perdieron la vida al volante en la Comunidad, las mismas que en 2011. En España se registraron 1.903 muertos, un 8% menos.

Accidente en la N-II, en Bujaraloz
Aragón mantiene el número de fallecidos en carretera pese al descenso nacional
A.A.

El 2012 no fue un buen año en las carreteras aragonesas. Pese a acumular un descenso en el número de víctimas mortales del 50% en el último lustro, el año pasado fallecieron 86 personas en accidente de tráfico en la Comunidad.

Es decir, el mismo número que en 2011. Si se tiene en cuenta que en el conjunto del país la cifra bajó de los 2.000 por primera vez, situándose en 1.903 (un 8% menos), se concluye que las medidas de seguridad y la reducción del tráfico rodado no se han notado este año en Aragón.

En total, la provincia de Zaragoza fue triste protagonista de 48 víctimas mortales, por 24 en la de Huesca y 14 en las vías turolenses. Solo Asturias comparte con la comunidad aragonesa el dudoso honor de no reducir las cifras de siniestralidad, mientras que en Cataluña, Canarias y Baleares subió.

Así lo muestran los últimos datos presentados por la Dirección General de Tráfico, en los que actualiza las cifras de fallecidos al incluir aquellos que perdieron la vida después del accidente, pasado un tiempo en el hospital.

De hecho, el número completo, 1.903 fallecidos, supone 599 víctimas más que el dato ofrecido a comienzos de enero (1.304) en el que solo se computa la mortalidad veinticuatro horas después del accidente. El año 2012 dejó también 10.444 heridos graves (5 por cada fallecido) y 105.446 leves (55 por cada muerte).

El drama de las vías secundarias

Además, más de tres de cada cuatro accidentes se siguen registrando en vías secundarias -1.444 fallecidos- frente a las autopistas y autovías -298-, lo que pone de manifiesto la importancia de las históricas reivindicaciones aragonesas para conseguir el desdoblamiento de carreteras tan transitadas como la N-II y la N-232.

En los recién presentados Presupuestos Generales del Estado (PGE), el Ejecutivo central ha reservado una partida para iniciar los trabajos en esta última vía, para el tramo comprendido entre Mallén y Figueruelas. Falta por ver si finalmente se ejecutarán.

Pero hay otros puntos negros en el balance a nivel nacional, como el aumento entre los fallecidos mayores de 75 años, con 236 víctimas, 26 muertes más; y entre los menores de 14 años -de 42 de 2011 a 52-, en su mayoría en carretera.

De ellos 15 no iban en la sillita. De haber sido protegidos y colocados en estos sistemas, la cifra de muertos hubiera sido de 45, según Tráfico, que subraya que salvo estos dos colectivos, todos los grupos de edad presentan descensos.

Etiquetas