Aragón

Cámara de Cuentas

La DGA presupuestó en 2011 ingresos por 412 millones de forma "irreal y sin control"

La Cámara de Cuentas detecta deficiencias en 2011, cuando se produjo el cambio de gobierno

Ingresos presupuestados que "no se basan en previsiones reales y documentadas" y "sin ningún control previo" sobre su viabilidad, que acaban en un déficit de 412 millones de euros y en un resultado negativo del presupuesto de 874 millones; deficiencias en el proceso de regularización de 223 millones de facturas en los cajones que no consiguió acabar con la deuda global; bienes doblemente registrados e inmuebles de las mermas tributarias aún registrados con su valor catastral; incumplimientos generalizados en las entidades de derecho público; "anómala" ejecución de créditos; retrasos en los pagos de la Administración autonómica a sus organismos y empresas –693 millones al cierre de 2011– que generaron tensiones en tesorería, impagos a proveedores y operaciones de endeudamiento; modificaciones de crédito que incrementaron en 130 millones las cuentas; deficiencias en el control interno...

El exhaustivo informe de la Cámara de Cuentas sobre la contabilidad de la DGA de 2011 vuelve a constatar numerosas deficiencias en la gestión presupuestaria, tanto del Ejecutivo PSOE-PAR hasta julio como del PP hasta diciembre. Una de las más llamativas tiene que ver con la elaboración del presupuesto y la previsión de ingresos, que en ese año le correspondió al exconsejero del PSOE Alberto Larraz. Según el dictamen, que se ha elaborado durante cinco meses por un equipo de diez personas, de las 411 partidas presupuestarias que componían los ingresos, en 60 –con una previsión de 225,6 millones– no se obtuvo ni un euro.

Más información en la edición impresa de HERALDO DE ARAGÓN

Etiquetas