Despliega el menú
Aragón

En Aragón

Casi 10.000 familias aragonesas sobreviven sin ningún ingreso

32.896 familias de la Comunidad tienen a todos sus integrantes desempleados, una cifra que se ha triplicado desde 2008, y en 9.860 hogares no entra ningún salario ni ayuda.

Una oficina del INAEM, en Zaragoza
La crisis triplica los hogares con todos sus miembros en paro
A. A.

El mes de julio cerró con 103.784 desempleados en Aragón, una cifra dramática que adquiere mayor dureza si se cruza con los datos de la última encuesta de población activa (EPA), que confirmaba que casi 10.000 familias aragonesas sobreviven sin ningún ingreso y el número de hogares con todos sus miembros en paro ya roza los 33.000, un 6,4% del total.

En el segundo trimestre de 2011, 28.000 hogares sufrían este problema, por lo que la cifra ha aumentado un 17% en el último año y se ha triplicado desde el mismo periodo de 2008, cuando apenas 10.000 tenían a todos sus integrantes sin trabajo.

Sin embargo, la situación todavía es más grave para aquellas familias que, además de sufrir los efectos del paro, no cuentan con ningún tipo de ingreso. Mientras 25.942 de estos hogares todavía reciben alguna ayuda, 9.860 familias aragonesas -6.954 por desempleo y 2.907 por inactividad- 'sobreviven' sin salarios ni prestaciones.

“Cada día vienen más familias normalizadas que nunca hubieran pensado que tendrían que recurrir a nuestra ayuda”, reconocen desde la unidad de Intervención Familiar de Cáritas Diocesana en Zaragoza, que durante el año 2009 ya tuvo que duplicar las ayudas a hogares en situación crítica y para este año prevé que su volumen de asistencia aumente otro 25%. Cuando se acaban los subsidios y prestaciones por desempleo, el único recurso para muchos hogares es el apoyo de sus familiares y acudir a ayudas como el Ingreso Aragonés de Inserción o a entidades sociales, que desde que comenzó la crisis también rozan la saturación.

Otra cifra que permite analizar la situación que atraviesa la economía familiar aragonesa es la de hogares con al menos una persona ocupada y sin miembros desempleados (271.476), cuyo número ha descendido un 17% desde el segundo trimestre de 2008 (326.610).

Los 400 euros, en el aire

El todavía incierto final de la prestación de 400 euros podría agravar todavía más la situación de muchos hogares aragoneses, ya que en la Comunidad hay casi 23.000 desempleados que reciben esta ayuda. “Si se retira este subsidio, se verá incrementada la situación de desprotección que ya viven muchas familias. No se puede suprimir el último recurso que tienen los parados de larga duración”, denuncia Marta Arjol, secretaria de Política Social de CC.OO. en Aragón: “El problema no decrecerá hasta que se tomen medidas para reactivar la economía”.

Etiquetas