Aragón
Suscríbete

TARDE EMOTIVA

Longares honra a sus patrones con una procesión y su tradicional dance del paloteo

Más de 200 vecinos de la localidad zaragozana participaron en uno de los actos más esperados del año. El próximo baile se llevará a cabo el 8 de septiembre, último día de los festejos.

Los vecinos de Longares bailan en honor de sus santos.
Longares honra a sus patrones con una procesión y su tradicional dance del paloteo
G. MESTRE

En Longares vivieron ayer una de sus tardes más emotivas. Desde hace siglos, los vecinos de este municipio zaragozano bailan el Dance del Paloteo durante las fiestas patronales en honor de San Vicente, San Gonzalo y la Virgen de la Puerta. Y así, como manda la tradición, un año más volvió el sonido del paloteo a las calles longarinas. "Es algo muy especial porque todos los del pueblo, alguna vez en la vida, lo hemos bailado. Yo lo he hecho durante 30 años", señalaba José Gracián, de 75 años y nacido en Longares, que en esta ocasión disfrutaba del espectáculo como espectador.

De rojo y blanco y con cachirulo atado al cuello, más de 200 danzantes dieron la vuelta al pueblo. Acompañados por la música de los tambores y las trompetas de la banda, se veneró a los patrones de la localidad. "Las reliquias de San Vicente y San Gonzalo llegaron al pueblo en 1668. Fue entonces cuando la gente salió a la calle y de forma espontánea se puso a bailar en señal de alegría". El alcalde de Longares, Miguel Jaime, explica así el origen del dance.

A partir de los 12 años es cuando se puede formar parte del grupo, pero eso no es impedimento para que desde muy pequeños, incluso con tan solo meses, se aprendan los pasos y las características de la tradición. "Es algo que no se puede explicar con palabras. Desde niños ya nos vestimos y acompañamos a los danzantes en el recorrido", indicaba Alicia Jaime que llevaba de la mano a su hija Raquel, de 2 años, y como buena longarina ya portaba unos palos hechos a medida y vestía con los colores típicos del festejo.

Además de ser una tradición de la que, en esta localidad, se oye hablar desde la cuna, esta ceremonia también es Fiesta de Interés Turístico de Aragón desde 2006. Por ello y por ser un acto curioso de ver, muchos de los que ayer lo presenciaron procedían de otros municipios. Era el caso de Ana Ostaríz y Enrique Aliaga que se acercaron desde Muel para disfrutar del espectáculo. "Nos parece una tradición muy bonita y esperamos que nunca se pierda. Conocemos este dance gracias a una amiga de aquí y siempre que podemos venimos a verla bailar", decían.

Otras que no se quisieron perderse la cita fueron las maestras de Longares. "Habíamos oído algo sobre este dance y es la primera vez que los vemos. No nos lo imaginábamos así. Nos ha sorprendido la cantidad de gente que participa y lo joven que son todos", afirmaban Pilar Romero y Mapi Bernal, naturales de Zaragoza y Cariñena, respectivamente.

Sin duda, fue un día para reunirse con los amigos, la familia y enseñar la tradición a futuros danzantes. Sucedía con Juan José de Torres, que a sus 7 meses tenía su primer acercamiento con el baile. "Yo soy de las Palmas y estamos aquí porque mi mujer baila el paloteo", indicaba el padre de Juan José.

Después de casi una hora de actuación, la ceremonia finalizó en la iglesia donde numerosos vecinos se acercaron con devoción. El próximo encuentro será el día 8 de septiembre, en esta ocasión se danzará en honor de la Virgen de la Puerta.

Los vecinos de Longares comenzaron sus festejos el pasado jueves, pero todavía les queda mucho por andar. De momento, la jornada de hoy amanece a las 8.00 con un almuerzo popular y después, tras coger fuerzas, llegará el momento de salir a torear al encierro de vaquillas. Una competición de paint ball, el café-concierto, la verbena popular y un toro de ronda completarán el tercer día de las fiestas.

Etiquetas