Despliega el menú
Aragón
Suscríbete

LA MUELA

Pinilla aprueba el pago de 300.000 euros a proveedores en su segundo pleno tras salir de la cárcel

El Ayuntamiento de La Muela pide la prórroga de un crédito de dos millones para "atender" a situaciones de falta de liquidez.

María Victoria Pinilla, rodeada de tres de sus concejales en un momento del pleno de ayer.
Pinilla aprueba el pago de 300.000 euros a proveedores en su segundo pleno tras salir de la cárcel
JUAN CARLOS ARCOS

La cuestión económica protagonizó ayer el segundo pleno de La Muela desde que salió en libertad la alcaldesa, María Victoria Pinilla. El Ayuntamiento aprobó el pago de casi 300.000 euros en facturas atrasadas de proveedores y solicitó asimismo a la DGA prorrogar un crédito a corto plazo de dos millones que le fue concedido en agosto de 2008.

 

Y, una vez más, la crispación que se vive en la localidad desde que estallara en marzo la trama de corrupción se trasladó a la sesión plenaria, en la que el tono fue elevado durante casi todo el rato.

 

Las facturas hacen referencia a gastos muy diversos, desde electricidad a gasóleo, dispendios administrativos o telefonía. También hay cargos del letrado urbanista o incluso de un asesor externo que está imputado en la Operación Molinos, Fernando Della-Casa Dulanto. En este caso, se trata de cinco facturas por un importe de 2.700 euros en total por, entre otros, un informe en el pleito que interpuso Gestión de Aguas de Aragón contra el Ayuntamiento.

 

La autorización de este pago vino acompañada del levantamiento por parte de Intervención del reparo que puso al gasto, ya que hasta ahora este tipo de desembolsos se financiaban en gran medida con enajenación de patrimonio. En concreto, las decenas de facturas que se van a sufragar suman alrededor de 296.000 euros.

 

También en materia económica, el pleno aprobó solicitar a la DGA la prórroga de un crédito de dos millones de euros que el Ayuntamiento solicitó en agosto de 2008 a Cajaduero. El objetivo de la corporación con esta moratoria es "atender a situaciones transitorias" de falta de liquidez. El préstamo tenía un plazo de doce meses.

 

Por otro lado, ayer se notificó al pleno la dimisión de la ex concejal del PAR Miriam Fajardo, antigua aliada de la alcaldesa que se marchó por discrepancias con Pinilla. Su puesto lo ocupará, en la próxima sesión, el siguiente en la lista, Eloy Rico Sánchez.

 

Y se hizo oficial que, cinco meses después, la teniente de alcalde ha decidido volver a ponerse sueldo. Lo dejó en mayo para no dañar "las arcas municipales". Lo retoma porque, según dijo, han cambiado "muchas cosas".

 

Junto a todo esto, la alcaldesa de La Muela anunció que ha solicitado al Gobierno de Aragón la construcción de un nuevo colegio y de un nuevo instituto. "No vamos a admitir tener aulas de chapa", desafió Pinilla. También hizo pública la petición de un promotor de levantar un centro educativo privado de carácter bilingüe.

 

"Tú nunca me has visto agitada"

Una vez concluido el pleno, María Victoria Pinilla eludió entrar a valorar en profundidad la situación que vive el Ayuntamiento. "Yo no estoy agitada, y tú nunca me has visto agitada", respondió cuando se le planteó la cuestión del complicado clima político. Según ella, esta circunstancia es "responsabilidad de cada persona, con el carácter que tiene".

 

Tras valorar que la situación económica está en "buen camino", atacó de forma explícita a Miriam Fajardo al responder si se le había pasado por la cabeza en algún momento dejar su cargo: "Me hubiera planteado dimitir si me diera vergüenza a mí misma. Cogen la baja los que no pueden mirar de frente a los ojos". La ex compañera de Pinilla -que ha dejado también su puesto como secretaria municipal- cogió la baja a mediados de abril debido a su avanzado estado de gestación. En agosto, abandonó la corporación.

 

Por su parte, la portavoz del PP, Marisol Aured -único representante de la oposición, ya que su relación con el otro edil popular es nula-, consideró que la coyuntura económica es "igual o peor que antes". "Ahora tenemos el colchón del IBI, pero la situación aún es precaria. Aparte de que la actividad municipal no despega", dijo.

Etiquetas