Despliega el menú
Afición

Afición

En el camino hacia el Campeonato de España

El Autonómico júnior disputado en Monzalbarba repartió los billetes para la fase sector. También se celebró en la modalidad Ne Waza.

Monzalbarba acogió el domingo los campeonatos de Aragón júnior y Ne Waza. Dos citas que contaron con una participación total de setenta judocas, superior a la habitual, y que supusieron las primeras competiciones oficiales del año en la Comunidad.

En la júnior estaba en juego la clasificación para la fase sector del Campeonato de España en la que los aragoneses deberán buscar con los mejores de La Rioja, Navarra y País Vasco un sitio en la final, lugar donde ya esperan Patricia Ferrer y Belén Martínez gracias a sus buenas actuaciones en las diferentes pruebas de la Copa de España. Sobre el tatami se vivieron combates muy competidos.

Por clubes, en los pesos con más de un aspirante, la representación del CN Helios tuvo tres primeros puestos y las del Ibón, Así, fueron campeones David Hinojosa (-55 kg), Sergio Ibáñez (-60 kg), Eduardo Rosas (-66 kg), Raúl Poblador (-73 kg), Diego Tobajas (-90 kg), Sandra Ramírez (-52 kg), Patricia Cantalapiedra (-57 kg.) e Irene Camus (-63 kg).

Al mismo tiempo se desarrolló la competición de Ne Waza, modalidad que va ganando en adeptos reservada a veteranos y ceñida a las llaves de suelo. Sergio Ibáñez fue el mejor en -66 kg, José A. Poblador se impuso en -73 kg y Bogdan Sceac lo hizo en +81 kg.

Supercopa cadete

El sábado en la localidad guipuzcoana de Hondarribia fue el turno para la Supercopa de España cadete, a la que acudió el equipo de tecnificación de la Federación Aragonesa. La cosecha fue de cuatro medallas de bronce colgadas en los cuellos de Sandra Ramírez (-52 kg), María Poblador (-63 kg), Mousa Macalou (-73 kg) y Eloy Rodríguez (-90 kg).

Etiquetas