Despliega el menú
Afición
Suscríbete

Afición

El partido Saguntino-RZD Aragón, algo más que los puntos en juego

El conjunto de César Láinez no puede perder el tren de seguir compitiendo en la categoría ante un equipo de los denominados de su liga, separados por cinco puntos en la clasificación

La Segunda División B vivirá un acelerón en los próximos siete días, donde se jugarán tres jornadas en tan breve margen de tiempo. Ni que decir tiene lo mucho que se juega el Deportivo Aragón, que deberá conquistar un buen botín de puntos ante Atlético Saguntino y Llagostera a domicilio, y el miércoles en la Ciudad Deportiva ante el Ontinyent, para no ver como se van escapando los equipos que le preceden en la clasificación.

Empezando por la cita del sábado 28 (17.30 horas en el Camp Nou de Morvedre, de Sagunto) el equipo de César Lainez buscará seguir siendo competitivo, pero que por fin los resultados le sean favorables. Los resultados no llegan, pero salvo casos contados, ante los mejores equipos del grupo, las derrotas han llegado por resultados mínimos, lo que hace pensar que algún día cambiará la fortuna y le sonría al fin al filial.

No andan muy alejados Saguntino y Aragón en la tabla clasificatoria. Solo cinco puntos separan a ambos, por lo que el valor de los puntos que se ponen en juego, es doble. No será fácil, pues el conjunto valenciano se hace muy fuerte en su terreno, un pequeño fortín, donde arropados al calor de una afición muy fiel y numerosa, hace que sacar algo positivo de allí, sea tarea complicada.

Buena noticia la que se conoció a mediados de semana, y es que con la intención de revitalizar al Aragón, se decidió que Alejandro Zalaya reforzase al equipo cuando no entre en los planes de Natxo González. Sin minutos oficiales en el Real Zaragoza, bajar al segundo escalafón, podría suponer un nuevo impulso tanto para el jugador como para el filial. Un filial que no podrá contar esta semana con Albert Torras, que ha sido castigado con un partido de sanción, por la doble amarilla que le costó la expulsión ante el Atlético Baleares.

El Saguntino ha perdido a un integrante de su plantilla esta semana, Lucas Alonso, que este verano llegaba desde las filas del Ontinyent, ha puesto punto y final a su aventura como jugador romano, debido a los escasos minutos que el entrenador David Gutiérrez le concedía. Saben que es un partido de mucha importancia para ellos, para no entrar en apuros, y han intentado afinar la maquinaria, con un partido amistoso entre semana ante la selección valenciana que jugará la Copa de las Regiones, donde cayeron derrotados 0-1.

Etiquetas