Despliega el menú
Afición

Afición

El Ebro intentará sacar rédito de su visita al Mallorca B

Los insulares no están demostrando firmeza en su terreno de juego, donde hasta ahora solo han sumado un triunfo, un rotundo 4-0 al Llagostera. Toni Gabarre vuelve a las filas de los arlequinados.

Quizá sea en la isla de Mallorca donde aguarde ese tesoro de incalculable valor que son los tres puntos que tanta falta le hacen al Ebro, no tanto por los agobios clasificatorios, sino más referido al apartado psicológico, para demostrarse a sí mismos que el trabajo realizado en el campo tiene su recompensa en forma de victoria. El domingo pasado se rozó con la yema de los dedos, pero un guardameta al que la Segunda B se le queda muy pequeña, como Aulestia, lo impedía con un par de intervenciones a cual de ellas más meritoria. Por fortuna, esta vez el meta vasco no le amargará la existencia a los arlequinados, aunque habrá que estar atentos, en caso de ser Valens el que defienda los palos bermellones, pues la semana pasada ya salvó los muebles para los suyos, deteniendo una pena máxima y haciendo que el filial puntuase así ante el Espanyol B.

Buena ocasión para los de Larraz para sacar rédito de un terreno donde no está demostrando firmeza el Mallorca B. Bagaje bastante pobre de los insulares, con un único, aunque contundente triunfo, un rotundo 4-0 al Llagostera. Lo demás, dos empates y cuatro derrotas. Otro dato bueno para los intereses aragoneses, es que de esos siete encuentros jugados en la Ciudad Deportiva Antonio Asensio, parece que la portería se les hace pequeña, ya que además de la anteriormente mencionada goleada al Llagostera, solo el Barcelona B encajó goles allí. Motivos y razones para la esperanza, aun a sabiendas que los filiales son una caja de sorpresas cada fin de semana.

Los sancionados por quinta cartulina amarilla volverán a hacer modificar la lista de convocados. Vuelve Toni Gabarre tras cumplir su "castigo", y seguro que lo hace con muchas ganas de pasaportar su sequía personal sin marcar, y por extensión la del equipo, al que le está costando más de la cuenta, anotar. Esta vez se perderá la cita uno de los pulmones y pieza importante dentro del engranaje del centro del campo arlequinado, como Iván Forte.

Partido, pues, de difícil pronóstico, y en el que vistos los números de unos y otros, no parece que el número de tantos anotados vaya a ser demasiado abultado. Ojalá que el Ebro sea capaz de anotar uno más que su rival y así hacer bueno el estribillo de aquella canción del grupo Los Mismos, con ya unos cuantos años a su espalda que decía "será maravilloso viajar hasta Mallorca".

Etiquetas