Despliega el menú
Aragón

​Absuelto un septuagenario acusado de abusar sexualmente de la hija de su asistenta

El fallo judicial contrapone que estas afirmaciones no se corresponden "con exactitud" con el contenido de la denuncia.

Un septuagenario ourensano acusado de abusar sexualmente de la hija de la mujer que le limpiaba la casa, menor de edad, ha sido absuelto tras determinar el juez que las declaraciones de la supuesta víctima no cumplen los requisitos para conformar un testimonio estimado por la sala como "fiable y creíble".

Según relata la sentencia, a la que ha tenido acceso Europa Press, la menor declaró que en septiembre de 2014, mientras paseaba a su perra, Antonio V.V. se aproximó a ella, ató a la perra y la metió en una caseta situada en un huerto de su propiedad.

En el interior, relató que el acusado le quiso "dar un beso" y que le tocó la zona superior del muslo de la pierna. A preguntas de la acusación, según la sentencia, concretó posteriormente que "le llegó a besar" y que, finalmente, desató a su perra y escapó.

También señala como de "difícil comprensión" lo que sucedió tras este hecho, ya que la madre de la menor empezaría a trabajar en casa del acusado, a solicitud de éste, en el mes de octubre, después de estos hechos. El desconocimiento de lo sucedido le habría llevado a aceptar el trabajo.

A casa del acusado acudía la menor con su madre, que la llevaba "a aprender a limpiar". La menor, recoge el fallo, "en ningún momento indicó a su madre oposición a acudir a la vivienda de Antonio, ni evidenció su malestar por tal hecho, a diferencia de lo ocurrido recientemente, según narra la perito, cuando la menor sufrió una crisis de ansiedad al encontrarse con el acusado".

Sin embargo, el fallo judicial contrapone que estas afirmaciones no se corresponden "con exactitud" con el contenido de la denuncia, en la que afirmó que "allí la empezó a besar, tocar los senos y la entrepierna por encima del pantalón". Posteriormente, lo matizó en sede judicial.

La sentencia determina que no hay "persistencia en los términos de la declaración" de la menor y que el "mayor grado de contradicción" se observa con lo acontecido en el interior de la caseta en relación a "un hecho sustancial" como es el relativo "a si realmente llegó a besarla o simplemente lo intentó".Hecho nuevo

Además, la menor introdujo en sede judicial "un hecho nuevo" al narrar que durante el tiempo en que acudía con su madre a casa del acusado éste la besó en una ocasión. Este hecho no lo había relatado con anterioridad, ni tampoco transmitido a los testigos referenciales, en especial a la madre de la menor cuando ésta cuenta lo sucedido.

Así las cosas, Antonio V.V. ha quedado absuelto del delito de abusos sexuales del que era acusado. La sentencia no es firme y, contra la misma, cabe interponer recurso de casación ante la Sala Segunda del Tribunal Supremo.

Etiquetas
Comentarios