Despliega el menú
Branded

Gastronomía

Tres vinos tintos de Bodega San Valero para vestir las mesas navideñas

8.0.1., Particular Garnacha Viñas Centenarias 2014 y Marqués de Tosos Crianza 2017 son sus opciones más destacadas para brindar durante estas fiestas.

Los vinos de Bodegas San Valero pueden encajar en diferentes momentos gastronómicos.
Los vinos de Bodegas San Valero pueden encajar en diferentes momentos gastronómicos.
Bodegas San Valero

Un buen vino tinto no puede faltar en las mesas navideñas. Bodega San Valero elabora tres muy especiales y diferentes entre sí que pueden encajar con distintos momentos gastronómicos o gustos de los comensales.

8.0.1. es el más especial de Bodega San Valero. Este año, además, presenta nueva imagen que rompe con la estética que lo acompañaba desde su lanzamiento hace 15 años. En el diseño de la botella se ha eliminado la tradicional etiqueta para crear una elegante serigrafía sobre el vidrio.

Pero el verdadero atractivo de este vino reside en su interior, en el 'coupage' de las tres variedades originales con las que se elabora desde 2004: Cabernet Sauvignon, Merlot y Syrah. A la vista, posee un intenso color rojo cereza, bien cubierto, con ribetes granates y tonos violáceos. En nariz ofrece elegantes e intensos aromas a frutos maduros y especiados, torrefactos sobre un fondo balsámico.

En boca se presenta estructurado, sabroso y potente, con unos finos taninos, suaves y equilibrados, mientras que el paso en boca es amplio y con un final elegante. Su maridaje está recomendado para carnes rojas, estofados y asados.

Aire clásico

Particular Garnacha Viñas Centenarias 2014 pertenece a la colección Particular. Su producción es limitada y homenajea las antiguas tradiciones de los viticultores de la bodega. Este vino, elaborado con uvas de las viñas más antiguas, atesora el valor del paso del tiempo, de esas garnachas longevas que le otorgan elegancia y sobriedad. Una crianza con cuerpo y muy aromático, pero al mismo tiempo suave y equilibrado. Otra apuesta segura para aglutinar a su alrededor un emotivo encuentro navideño.

Por último, Marqués de Tosos Crianza 2017 también ha renovado su imagen sin perder el aire clásico de esta denominación que hace referencia a la localidad del mismo nombre ubicada en el Campo de Cariñena. La combinación de las variedades Tempranillo y Cabernet Sauvignon, junto a su crianza en barrica de roble americano, confieren a este tinto una alta expresividad. Sin duda alguna, un vino sobrio y redondo, ideal para disfrutar con todo tipo de carnes en las mesas navideñas. 

Etiquetas