Despliega el menú
Branded

noticia elaborada en colaboración con el Inaem

Nuevos programas de mejora de la empleabilidad

El Gobierno de Aragón destina más de 12,5 millones de euros a iniciativas para fomentar y mejorar el empleo de los trabajadores.

OFICINA DE EMPLEO ( INAEM ) / 04/09/2018 / FOTO : OLIVER DUCH [[[FOTOGRAFOS]]]
Oficina de Empleo.
Oliver Duch

Encontrar trabajo no es tarea fácil, pero la situación se complica en el caso de las personas con baja cualificación, las que llevan un largo periodo en desempleo, los mayores de 45 años o los colectivos de inmigrantes, refugiados o solicitantes de protección internacional.

Conscientes de esta situación, desde el Instituto Aragonés de Empleo se va a destinar un total de 6,5 millones de euros para poner en marcha un programa con el que se pretende mejorar la empleabilidad y la inserción centrada en sectores productivos «de forma que puedan potenciar sus habilidades y superar barreras como el idioma o la adaptación cultural, social y formativa», aseguran responsables del Inaem.

Este programa tiene una duración prevista de 13 meses y, además de trabajar aspectos generales de la búsqueda de empleo, incluirá un paquete de medidas de orientación. Estas últimas permitirán a los demandantes adquirir una serie de competencias, habilidades y recursos muy necesarios para que su perfil resulte lo más atractivo posible para las demandas de las empresas.

En un principio, está previsto que se beneficien de este programa un total de 3.745 personas, teniendo en cuenta el principio de igualdad de oportunidades y no discriminación. En el reclutamiento de los destinatarios que se beneficiarán se procurará que al menos el 50% sean mujeres.

Una ruta formativa que variará en función de las necesidades que se detecten. Así, entre otros muchos aspectos, se incidirá en el diseño de un itinerario personalizado de empleo; la mejora de competencias digitales; actuaciones de desarrollo personal y otras cuestiones centradas en el conocimiento del entorno productivo y que resultan muy necesarias a la hora de acceder al mercado laboral.

Uno de los requisitos que se exigen en la convocatoria publicada en el BOA es que las entidades que promuevan estos programas deberán disponer de antemano de un conocimiento experto del sector laboral en el que trabajarán y de un contacto previo con empresas del ramo «para analizar las necesidades y detectar nichos de empleo, generando contenido especializado de calidad y dando respuesta tanto al objetivo de inserción de participantes, como a las necesidades de las empresas de dicho sector laboral».

De esta manera, se cumple uno de los principales objetivos del Inaem, entre cuyas funciones destaca la de intermediación laboral que permite a los demandantes encontrar un empleo y a las empresas encontrar ciertos perfiles profesionales, conocimientos, competencias y habilidades.

Reforzar las competencias de las personas ocupadas

Durante mucho tiempo, el Instituto Aragonés de Empleo ha centrado sus esfuerzos en la mejora de la empleabilidad y la inserción de personas sin empleo que pertenecen a colectivos con serias dificultades. Pero, ahora, sin dejar de lado esta importante misión, quiere ampliar su radio de actuación y reforzar las acciones que desarrolla con personas ocupadas que quieren mejorar su situación laboral. Una iniciativa que forma parte de los Programas Integrales para la Mejora de la Empleabilidad y la Inserción.

Con un presupuesto que ronda los seis millones de euros, el Inaem desarrollará estos programas a lo largo de doce intensos meses en los que los destinatarios de los mismos adquirirán competencias que les permitirán mejorar sus expectativas laborales.

En la actualidad, los datos de contratación reflejan que sigue habiendo un elevado número de contratos a jornada parcial. «Además de la alta temporalidad en la contratación, se observa también que muchas personas trabajadoras desempeñan tareas que no son acordes a su nivel profesional, o que resultan ajenas a su formación académica o profesional, así como otras que tienen contratos donde las condiciones salariales están por debajo de sus expectativas y proyectos personales», matiza Ana Vázquez, directora gerente del Instituto Aragonés de Empleo.

Se estima que en este programa puedan participar más de 4.000 personas ocupadas. La incorporación al mismo se llevará a cabo a través de las oficinas de empleo de referencia en cada una de las tres provincias aragonesas, en colaboración con las entidades que resulten beneficiarias de este programa.

Para que esta propuesta resulte lo más efectiva posible, una vez realizado el diagnóstico de empleabilidad, y de acuerdo con el perfil profesional del demandante, así como sus necesidades y expectativas, se elaborará, conjuntamente con esa persona, un itinerario individual y personalizado de empleo que contendrá las principales actuaciones programadas y el calendario para su realización, así como los elementos que permitan su verificación y seguimiento.

Un itinerario que se podrá ir modificando y adaptando a lo largo del programa, dependiendo de las necesidades detectadas, y que incluirá, entre otros aspectos, talleres centrados en cuestiones relacionadas el desarrollo en competencias digitales que les permitirán ahondar en el uso de las nuevas tecnologías como herramienta para la búsqueda de empleo.

Etiquetas
Comentarios