Anuncios clasificados
Volver a Heraldo.es
Suscríbete Heraldo Premium Web del suscriptor

Semana Santa Semana Santa

Semana Santa

Los pueblos de la Ruta del Tambor y Bombo celebran sus 45 años de hermanamiento

La Semana Santa en el Bajo Aragón es Fiesta de Interés Turístico Nacional e Internacional.

Europa Press. Zaragoza Actualizada 02/04/2015 a las 09:44
Etiquetas
0 Comentarios
Gran afluencia en la Ruta del Tambor y el Bombo

Los pueblos de la Ruta del Tambor y el Bombo del Bajo Aragón se encuentran inmersos en la celebración de la Semana Santa, en un año en el que cumplen su cuarenta y cinco aniversario como asociación. Con el sonido de estos instrumentos como insignia, cada una de las localidades se mantiene fiel a los orígenes de sus propias tradiciones en una fiesta que se encuentra "en las raíces de todos ellos".

Así lo ha explicado uno de los vocales de la asociación, Carlos Gómez, quien ha declarado que la Semana Santa es la celebración "más multitudinaria" de todas las que se celebran en los nueve municipios que forman parte de la Ruta, que fue distinguida como Fiesta de Interés Turístico Nacional en 2005 e Internacional en 2014.

"La Ruta ha ido a más año tras año y poco a poco hemos ido consiguiendo cosas muy importantes", ha señalado Gómez, que ha incidido en que la celebración en estos pueblos es "muy diferente" a la Semana Santa que se celebra en otros lugares como Valladolid o Sevilla.

En Calanda, La Puebla de Híjar, Híjar, Albalate del Arzobispo, Alcañiz, Samper de Calanda, Andorra, Urrea de Gaén y Alcorisa, los nueve pueblos de la Ruta, "lo peculiar es la forma de tocar el tambor y el bombo y no tanto los pasos e imágenes", ha indicado Gómez. En este sentido, ha dicho, la Semana Santa de la Ruta "es más modesta", dado que los pasos son más pequeños y son llevados por un número menor de cofrades.

Además, según el vocal, en el Bajo Aragón "cualquiera puede participar" en los actos festivos, un hecho que "llama la atención" a los turistas que, cada año, se acercan a esta zona de Teruel.

Para Gómez, el número de personas que se involucran en la organización de estas fiestas se ha mantenido constante desde hace varios años. No obstante, el vocal ha reconocido que éste es "un punto a reforzar" en los objetivos de la asociación.

Gómez ha incidido en que, aunque las procesiones "también son parte de la cultura de la Semana Santa", desde la Ruta quieren "promover el tambor y el bombo en el ámbito festivo pero no tanto en el aspecto religioso".

Rompida de la hora

Entre todos los actos que se celebran desde el Domingo de Ramos en estas localidades se encuentra la rompida de la hora, que tiene lugar en siete de los nueve pueblos la medianoche del Jueves Santo. Excepto en Calanda, que se celebra a mediodía del Viernes Santo, y en Alcañiz, que no se rompe la hora; los tambores y bombos comienzan a tocar al unísono cuando el reloj marca las doce de la noche.

Como contrapunto a este momento, se encuentra el llamado cese de redobles, cese de toque o silencio de tambores, según el pueblo. Este es un acto en el que los instrumentos dejan de escucharse hasta la Semana Santa del año siguiente y que tiene lugar en cada pueblo a una hora diferente.

Cada uno de los pueblos de la Ruta cuenta con sus propias tradiciones durante estas fechas. Mientras que Alcañiz se caracteriza por la ausencia de bombos, en Alcorisa la representación teatral de la muerte y pasión de Cristo, el conocido como 'Drama de la Cruz', se ha convertido en uno de los actos centrales de estas fiestas.

La obra se representó por primera vez en 1978 y, en la actualidad, son más de 10.000 espectadores que acuden a ver una obra en la que intervienen más de 250 personas, según ha puntualizado el presidente del Drama de la Cruz, Jorge Martín.

En Calanda, la rompida de la hora se inicia con la 'Marcha Palillera', un toque compuesto por Mosén Vicente Allanegui, que fue sacerdote del pueblo y organizó muchos de los ritos y celebraciones que perviven hoy en día para estas fechas festivas en esta localidad.

Cofradías

Por otro lado, en La Puebla de Híjar las cofradías están basadas en antiguos gremios y agrupaciones, que reunían a personas que compartían un oficio o un pasado. Así, por ejemplo, la cofradía del Descendimiento estaba ligada a los vecinos que, en su día, emigraron a Cataluña; la Oración de Jesús en el huerto, a los agricultores; la cofradía de San Juan, a los artistas; la Entrada en Jerusalén, a los ferroviarios y el Cristo Crucificado reunía a los trabajadores de la antigua fábrica azucarera.

Mientras que en algunas localidades son varias las cofradías que toman parte en la Semana Santa, en Samper de Calanda tan solo está constituido como tal el grupo de Alabarderos, que participa en actos como la bajada de Cristo al Monumento.

También en Albalate del Arzobispo cuentan con una tradición propia, el llamado Canto del Reloj de la Pasión, una composición que narra la Pasión de Cristo en 24 coplas y que es cantada por los Rosarieros, acompañados por los tambores y bombos. Aunque antiguamente se realizaba todos los domingos del año, en la actualidad sólo se celebra en días como el Pilar o Navidad, y en la madrugada del Viernes Santo.

La procesión de las Antorchas, que tiene lugar cada Viernes Santo a las 2.00, es uno de los actos distintivos de Andorra. En ella, el grupo de tambores y bombos asciende al monte de San Macario y numerosas antorchas iluminan su camino y el posterior descenso, en el que se baja al Cristo de los tambores y bombos.

En la localidad de Híjar, cada Domingo de Ramos tiene lugar el Concurso Nacional de Tambores y Bombos, que en 2015 ha cumplido medio siglo de historia.







Pie
Enlaces recomendados

© HERALDO DE ARAGON EDITORA, S.L.U.
Teléfono 976 765 000 / - Pº. Independencia, 29, 50001 Zaragoza - CIF: B-99078099 - CIF: B99288763 - Inscrita en el Registro Mercantil de Zaragoza al Tomo 3796, Libro 0, Folio 177, Sección 8, Hoja Z-50564
Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual