Anuncios clasificados
Volver a Heraldo.es
Suscríbete Heraldo Premium Web del suscriptor

En Murcia

Salud Pública, "pesimista" respecto a la expansión del zika, pide a las embarazadas que extremen las precauciones

Aconseja a las gestantes cubrirse brazos y piernas con ropa; utilizar repelentes, protegerse con mosquiteras y cerrar las ventanas.

Europa Press. Murcia Actualizada 27/01/2016 a las 13:07
Estos focos suelen encontrarse habitualmente en el entorno doméstico, como maceteros y recipientes.Afp

El director general de Salud Pública y Adicciones de la Región de Murcia, Manuel Molina Boix, ha reconocido ser "pesimista" respecto a la posible expansión del virus del Zika a España, ya que considera que llegará "tarde o temprano" y aparecerán casos en población autóctona dada la actual expansión de la enfermedad, por lo que aconseja a la población extremar las precauciones, especialmente a las embarazadas.

En concreto, ha explicado que el virus del Zika pertenece de la familia del dengue y la fiebre chikungunya, enfermedades que hasta hace unos años solo se localizaban en el África subsahariana. De hecho, hasta 2013 no se registró ningún caso en Sudamérica pero, desde entonces, se ha producido una diseminación por todo el continente, Norteamérica y el Caribe.

De momento, la Región de Murcia no ha registrado ningún caso del virus del Zika, ni entre la población autóctona ni importado por personas que han viajado a países donde es prevalente esta enfermedad. En cambio, en 2015 sí se registraron cinco casos de Chikungunya importados por personas que habían viajado al Caribe y América del Sur, tal y como ha reconocido el doctor Molina Boix en una entrevista.

A nivel nacional, se han registrado dos casos recientes de zika en Cataluña, según Molina Boix, quien cree que tarde o temprano se diseminará dada la evolución histórica en otros países y la presencia del mosquito tigre en España. 

Propagación y síntomas
En este sentido, Molina ha explicado que el virus "se transmite por la picadura del mosquito tigre (Aedes albopictus), que provoca una infección que no reviste mayor importancia para la población en general, más allá de las molestias como, fiebre, dolores musculares y artítricos, así como una erupción cutánea, y no tiene tratamiento específico.


De hecho, explica que el tratamiento indicado, como en casi todas las enfermedades víricas, consiste en guardar reposo, hidratarse y tomar paracetamol porque su diagnóstico es "leve y benigna". Eso sí, el doctor Molina Boix advierte que no se debe tomar aspirina ni antiinflamatorios no esteroideos porque aumenta la posibilidad de sangrado en el caso de tratarse de un virus similar como el dengue, difícil de diferenciar por los síntomas clínicos.

En este sentido, ha remarcado la posibilidad de que las mujeres embarazadas que sufren esta enfermedad pueden dar a luz niños con microcefalia, es decir, con el cráneo más pequeño, con las implicaciones neurológicas que esto puede implicar en un futuro, tal y como se ha empezado a detectar en países como Brasil.

Molina ha reconocido que, actualmente, "estamos asistiendo a la diseminación de enfermedades llamadas emergentes que antes estaban confinadas en países tropicales y subtropicales". Entre los factores que favorecen esta expansión, cita la deforestación, el cambio climático,así como la rapidez en las comunicaciones y en los transportes.

Inicialmente, recuerda que el mosquito tigre no tenía presencia en la península ibérica, pero en los últimos años se ha extendido en todas las comunidades de la franja mediterránea desde Cataluña, e incluso en el País Vasco. 

Medidas frente a la enfermedad
Molina Boix ha recordado que el Centro para el Control y la Prevención de Enfermedades de Estados Unidos publicó la semana pasada una alerta aconsejando a las embarazadas que no viajen a Brasil y países del entorno, donde el virus Zika es prevalente y donde se han descrito casos de microcefalia en recién nacidos.

Aunque una picadura del mosquito tigre no tiene por qué producir necesariamente el virus del Zika, Molina Boix recomienda extremar las precauciones, empezando por el evitar la diseminación de los mosquitos.

De hecho, indica que un 80% de la prevención tiene que ver con cuidados personales y caseros, mientras que el 20% restante depende de medidas de salud pública como fumigar los focos contaminantes donde crían las larvas.

Con todo, indica que estos focos suelen encontrarse habitualmente en el entorno doméstico, como maceteros y recipientes en los que se acumula agua, que deben evitarse porque es en esos lugares en los que proliferan las larvas de los mosquitos.

Asimismo, ha pedido a las mujeres embarazadas que tomen precauciones elementales para evitar las picaduras, como cubrirse los brazos y las piernas con ropa; utilizar repelentes autorizados para las embarazadas; protegerse con mosquiteras en lugares con muchos mosquitos; cerrar las ventanas o utilizar el aire acondicionado, así como evitar viajar a países en los que está plenamente establecida la enfermedad por el virus.

Si se tienen antecedentes de una picadura de mosquito reciente y aparecen síntomas como dolor en los músculos, malestar general y fiebre, Molina Boix aconseja acudir a la consulta porque estos casos pueden quedar "infradiagnosticados o no diagnosticados". En el caso de las embarazadas, aconseja acudir a la unidad de medicina fetal.

Si el médico o el especialista le diagnostica la enfermedad, Molina Boix les aconseja permanecer aislados y confinados en casa durante los días infectivos, es decir, desde el segundo al séptimo día, con el fin de evitar que la picadura del mosquito hembra disemine la enfermedad.

Molina Boix explica que, una vez contraído el virus, no hay tratamiento posible, salvo realizar un seguimiento exhaustivo. En el caso de las embarazadas, la gravedad de la microcefalia depende de una serie de factores, grados y percentiles.

Ir al suplemento de salud
Más información







Pie
Enlaces recomendados

© HERALDO DE ARAGON EDITORA, S.L.U.
Teléfono 976 765 000 / - Pº. Independencia, 29, 50001 Zaragoza - CIF: B-99078099 - CIF: B99288763 - Inscrita en el Registro Mercantil de Zaragoza al Tomo 3796, Libro 0, Folio 177, Sección 8, Hoja Z-50564
Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual