Anuncios clasificados
Volver a Heraldo.es
Suscríbete Heraldo Premium Web del suscriptor

Trastornos del neurodesarrollo

La nutrición y la estimulación de los niños, fundamentales para el desarrollo del cerebro

​La incidencia en España de la discapacidad intelectual o el autismo grave no supera el 1%, mientras que el déficit de atención o la dislexia ronda el 7%.

J. Luis Álvarez. Madrid Actualizada 27/04/2015 a las 11:16
Etiquetas
0 Comentarios
Dos niños con TDA-H realizando ejercicios para focalizar la atención en la asociación aragonesa AATEDA.P. Berné

La correcta nutrición y una estimulación temprana por parte de los padres desde el momento de nacimiento son fundamentales para el correcto desarrollo del cerebro del niño, la prevención y la atenuación de los trastornos del neurodesarrollo, según explica el doctor Alberto Fernández, responsable de la Unidad de Neurología Infantil del hospital Quirón de Madrid. Los trastornos del neurodesarrollo son, entre otros, la discapacidad intelectual, los trastornos de comunicación, el autismo o el déficit de atención/hiperactividad.

Las causas son básicamente genéticas. Según este experto, están presente en hasta un 70% de los casos, "ahora bien, los factores ambientales, del parto o nutricionales pueden condicionar una mayor o una menor expresión clínica (aparición) de los síntomas". Y es sobre estos síntomas donde actúan los especialistas. "Si tengo un crio con trastorno del lenguaje puedo condicionar su expresión a base de estimulación o atención temprana. En el caso que tenga un niño con un problemas de atención, que el padre lo tuvo, que el abuelo lo tuvo, y tiene una carga genética demostrada podemos tratar el problema de atención, trabajar en las escuelas e incluso poner diferentes tipos de tratamientos para atenuar esa sintomatología. Más que abordar el origen del trastorno, a día de hoy lo que podemos es modular las consecuencias de esa genética", explica.

En todo caso, el doctor Fernández recuerda que con las mejoras del control del embarazo, "sobre todo en el terreno nutricional", se ha observado durante los últimos 25 años "una disminución de las formas graves de trastornos del desarrollo neuronal como la discapacidad intelectual o el autismo".

Después del parto, durante los tres o cuatro primeros años de vida, los dos factores más importantes para la prevención o atenuación del riesgo a tener un trastorno de desarrollo son "una estimulación global por parte de los padres, que es trascendental, y los aspectos nutricionales". "En esas primeras etapas el cerebro se está desarrollando de una forma bárbara, con lo cual los soportes nutricionales son absolutamente necesarios", especialmente con el aporte de determinados ácidos esenciales como los DHA (docosahexaenoico) o los omega 3. Con estos factores externos se trata de evitar que los genes que condicional o están relacionados con los trastornos "se expresen de una manera indebida".

Según este experto, la incidencia en España de los trastornos como la discapacidad intelectual o el trastorno autista grave no superan el 1%, mientras que en el caso los trastornos por déficit de atención alcanzan el 7% y cifras similares el trastorno como la dislexia. "Estos trastornos tienen una prevalencia en los países desarrollados similar. Otra cosa es España. Tengo la sensación de que estamos todavía en tasas de diagnóstico muy bajo. La prevalencia es la misma que en otros países y sin embargo hay muchos niños todavía sin diagnosticar", apunta.

Ir al suplemento de salud.







Pie
Enlaces recomendados

© HERALDO DE ARAGON EDITORA, S.L.U.
Teléfono 976 765 000 / - Pº. Independencia, 29, 50001 Zaragoza - CIF: B-99078099 - CIF: B99288763 - Inscrita en el Registro Mercantil de Zaragoza al Tomo 3796, Libro 0, Folio 177, Sección 8, Hoja Z-50564
Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual