Anuncios clasificados
Volver a Heraldo.es
Suscríbete Heraldo Premium Web del suscriptor

Mosica de Nuei

José Vicente Subías Maurín Actualizada 12/04/2015 a las 16:09
Etiquetas
0 Comentarios

“Cloc-clac, cloc-clac, cloc-clac…”, era lo que venía escuchando Jorge esa noche hacía horas, un sonido persistente y penetrante que se metía hasta en la memoria.

Ahora se oía más cerca, y también unos pasos en combinación orquestal con el sonido “cloc-clac, cloc-clac, cloc-clac…”.

Estaba tenso, sabía que de sus acciones dependían más personas, iba a vivir una gran aventura, no sabía nada más, sólo oía “cloc-clac, cloc-clac, cloc-clac…”.

Entonces se abrió una puerta en la oscuridad sonora con la que llevaba horas escuchando el sonido “cloc-clac, cloc-clac, cloc-clac…”.

De pronto una voz que ya había escuchado antes, una voz cálida y a la vez enérgica que siempre se alzaba dominante sobre cualquier sueño dijo con gran resonancia: “despierta Jorge, que vas a llegar tarde, tus compañeros llevan esperándote hace horas” era la madre que con su acento benabarrense intentaba despertarlo para ir al dance de los Palitrocs en las Fiestas de San Medardo.

¡Todo había sido un sueño!

Lea todos los relatos que participan en el concurso.







Pie
Enlaces recomendados

© HERALDO DE ARAGON EDITORA, S.L.U.
Teléfono 976 765 000 / - Pº. Independencia, 29, 50001 Zaragoza - CIF: B-99078099 - CIF: B99288763 - Inscrita en el Registro Mercantil de Zaragoza al Tomo 3796, Libro 0, Folio 177, Sección 8, Hoja Z-50564
Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual