Anuncios clasificados
Volver a Heraldo.es
Suscríbete Heraldo Premium Web del suscriptor

Gardel y la calle Prudencio

Alberto Puyana Actualizada 13/04/2013 a las 18:11
0 Comentarios

Habían pasado casi veinte años desde la última vez que su mano derecha tomó el aldabón de bronce en las manos para golpearlo tres veces haciendo retumbar hasta los cimientos de esa vieja casa de la calle Prudencio. Decidió romper una relación que nació en la adolescencia y que a fuerza del paso de los años, había perdido la candidez, inocencia y pasión necesaria para seguir adelante. Desde entonces Javi había tenido tres nuevas relaciones, una boda, un hijo, un divorcio y cientos de preguntas por formular. La primera de ellas: ¿qué fue de Marta, su primera novia?
Las campanas de la Basílica del Pilar sonaron en el aire. Inspiró profundamente…el tiempo parecía haberse detenido en aquella recordada tarde de marzo del noventa y cuatro.

Nervioso, Javi golpeó tres veces el aldabón. Al poco, el angelical rostro ya maduro de Marta asomó en el umbral y sonriendo dijo: «Llevo esperándote mucho tiempo». Y Javi comprendió por qué Gardel cantaba aquello de «que veinte años no es nada».
Alberto Puyana







Pie
Enlaces recomendados

© HERALDO DE ARAGON EDITORA, S.L.U.
Teléfono 976 765 000 / - Pº. Independencia, 29, 50001 Zaragoza - CIF: B-99078099 - CIF: B99288763 - Inscrita en el Registro Mercantil de Zaragoza al Tomo 3796, Libro 0, Folio 177, Sección 8, Hoja Z-50564
Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual