Anuncios clasificados
Volver a Heraldo.es
Suscríbete Heraldo Premium Web del suscriptor

Salón del Automóvil de Ginebra Salón del Automóvil de Ginebra

Transporte personal

Los giroscopios se adentran en el monte

A falta de que un reglamento aclare su situación en España, los giroscopios como el Segway triunfan, sobre todo, en su versión todo terreno para excursiones. Con motor eléctrico, son un transporte divertido y funcional. 

Javier Benito. Zaragoza Actualizada 11/07/2015 a las 13:50
Etiquetas
Segway

Emoción y ahorro a la vez. Es lo que ofrecen los aparatos eléctricos de transporte personal de dos ruedas con tecnología de estabilización dinámica o giroscopios. Con un motor eléctrico silencioso y de fácil recarga que alcanza 20 km por hora, tienen un sistema de autobalanceo controlado por ordenador. La base permanece horizontal todo el tiempo y el usuario controla la dirección inclinándose hacia adelante, atrás, la derecha o la izquierda; donde quiera ir. Esa divertida faceta intrínseca ha hecho que prosperen las versiones todo terreno para excursiones por el monte o el campo.

Los giroscopios nacieron para el público a finales de 2001, con grandes expectativas que luego se vieron frenadas entre otras razones por la indefinición de las normativas para su uso en distintos países o ciudades. En España, la Dirección General de Tráfico no los tiene clasificados, al menos todavía, como vehículos, por lo que no se exige su matriculación, ni seguros, ni casco. Sin embargo, estas máquinas tienen potencia suficiente para circular hasta a 20 km/h, muy por encima de los 6 km/h que se considera la velocidad del peatón referente por ejemplo para las sillas de ruedas eléctricas de personas con movilidad reducida. Algunos municipios pueden poner restricciones para su uso.

Al principio sólo estaba la firma estadounidense Segway, luego surgió la china Ninebot y hace poco más de un mes ésta ha absorbido a la primera, si bien –aunque aunarán estrategias de I+D+i– comercialmente ambas marcas seguirán diferenciadas, cada cual con sus especificaciones. Los giroscopios Ninebot tienen menor peso­­ –unos 23 kilos frente a 47 de los Segway urbanos–, así como menor anchura que los hace más manejables en espacios reducidos y, sobre todo, un precio más asequible, que –según la tienda ‘online’ EvShop de vehículos eléctricos– ha bajado de 3.800 a 3.400 euros, cerca de la mitad que la firma norteamericana.

Claro que los vehículos chinos tienen una maquinaria simple, mientras que los norteamericanos disponen de un sistema redundante, es decir, tienen todos los mecanismos duplicados, de forma que si se rompe uno el otro sigue funcionando y eso evita con frecuencia posibles caídas, explica Fernando Ordovás, concesionario oficial de Segway en Litago (Zaragoza), que por encima de la comercialización se dedica ante todo a organizar excursiones guiadas y en grupos por El Moncayo y también por Las Bardenas.

En Zaragoza capital igualmente organizaba excursiones la empresa Smobit (Smart Mobility & Transport); bien paseos por el entorno natural de la ciudad, bien distintas rutas para grupos por Aragón y Navarra. Sin embargo, desde hace tres años ya no realizan salidas y se han centrado en la comercialización de Segway, explica Ignacio Guallart, responsable del establecimiento, ubicado en la calle María Lostal, 29.

Guallart resalta asimismo que el mantenimiento está garantizado con una red mundial de tiendas, distribuidores y talleres autorizados, con la central del importador para España instalada en Barcelona. Apunta que hay otras dos empresas de excursiones en Segway todoterreno en Albarracín y en la sierra de Guara, respectivamente. Y, sobre el uso urbano, reconoce que hay contradicciones y se está "al albur de cambios" como ha ocurrido con las bicis y que la normativa actual está "a discreción de cada municipio", si bien asegura que en Zaragoza los particulares que usan el Segway "no  han tenido ningún problema".
 

El uso por ciudad depende de cada municipio

La tecnología suele ir por delante de las normas y los giroscopios no son una excepción. A la espera del nuevo reglamento general de circulación que desarrolle la Ley General de Tráfico aprobada hace un año, la utilización urbana de giroscopios depende de las ordenanzas municipales o la interpretación que hagan en cada ayuntamiento.

Mientras en Valencia, por ejemplo, la propia Policía Local usa un modelo de Segway específico para patrullas urbanas, en otras ciudades como Zaragoza su uso está muy restringido. Al no estar claro si se consideran un vehículo o no, la Policía Local puede impedir que vayan tanto por la acera como por la calzada. Si ven alguno, lo mandan al carril bici si lo hay. En cambio, sí se permiten excursiones organizadas.
 

Urbano y todoterreno

  • 6.995 € + IVA. El Segway Personal Transporter i2 (arriba) es el modelo más versátil de la marca. Su diseño permite usarlo en distintos terrenos, aunque es esencialmente urbano. Tiene una autonomía entre 39 y 45 km y puede llevar 118 k entre usuario y carga.
  • 7.395 € + IVA. El Segway X2 (izquierda) ofrece gran rendimiento en distintos terrenos con mínimo impacto. Su autonomía va de 20 a 38 km con una carga y sobre suelo no pavimentado. Va por caminos, terreno abrupto o por la playa.

Volver al suplemento de motor. 







Pie
Enlaces recomendados

© HERALDO DE ARAGON EDITORA, S.L.U.
Teléfono 976 765 000 / - Pº. Independencia, 29, 50001 Zaragoza - CIF: B-99078099 - CIF: B99288763 - Inscrita en el Registro Mercantil de Zaragoza al Tomo 3796, Libro 0, Folio 177, Sección 8, Hoja Z-50564
Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual