Anuncios clasificados
Volver a Heraldo.es
Suscríbete Heraldo Premium Web del suscriptor

Hemeroteca

¡Extra, extra! La Forana y el Forano se nos casan

En 1916, en plenos preparativos de las fiestas del Pilar, se organizó la boda de la pareja de cabezudos. Y HERALDO se lo contó a sus lectores el 22 de septiembre de hace 100 años.

Documentación 23/09/2016 a las 06:00
Hace un siglo, unos días antes de las fiestas del Pilar, HERALDO anunció la boda de dos cabezudos: la Forana y el Forano.

Hace ahora 100 años se decidió que la Forana y el Forano formalizaran su unión. El hecho de ser cabezudos no debía ser obstáculo para que la relación entre los dos, que duraba ya años y era pública para todo aquél que se pasara por el salón de la Lonja, se concretase en un bodorrio por todo lo alto: parecía deshonesto no dar ese paso. Para seguir con la tradición de bodas en las fiestas del Pilar, se decidió que la ceremonia fuera el día 11 de octubre, y los confiteros de la ciudad acordaron llenarla de dulces. Además, se invitaría a las comparsas de otras ciudades y villas a gastos pagados, para que se sumaran al festejo. Tres comisionados se encargarían de todos los detalles formales. Los detalles de los preparativos, eso sí, darían para mucho más que una noticia…

La boda de los cabezudos el Forano y la Forana
La Comisión de festejos tuvo ayer una excelente idea. Teniendo en cuenta que los famosos cabezudos el Forano y la Forana, llevan unos cuantos años de relaciones en el espacioso salón de la Lonja, los reunidos pensaron en casarlos formalmente para que nadie tenga que hablar mal.

Como en Zaragoza la mayor parte de las bodas se celebran para el Pilar y más este año que ningún otro se ha fijado para el casamiento la fecha del 11, de este modo los novios, padrinos, e invitados podrán formar parte de la gran cabalgata anunciadora de las fiestas.


Probablemente los novios, ricamente vestidos al estilo del país, irán a caballo; la comitiva con sus ropitas de cristianar, que será muy pintoresca, a pie. La boda se va a celebrar con más rumbo que la de Camacho el rico y con el fin de que lleguen a los chicos las mieles del casorio, los confiteros de Zaragoza darán unos cientos de kilos de caramelos, bombones y otras golosinas.


Los padrinos no se quedan cortos invitando y van a invitar en forma apremiante, a todos los cabezudos de la región. Suponemos que vendrán a Zaragoza las comparsas de Calatayud, Cariñena, Huesca, Barbastro, Belchite, Caspe, Zuera y otras localidades.


Excusamos decir que a estos invitados se les pagan, los viajes de ida y vuelta. Como son cabezudos, si ellos se empeñan la comitiva va a ser más pintoresca que el carnaval de Niza.

Acordada la boda, con tanta precipitación, se vio que es muy poco el tiempo que queda para arreglar los papeles, amonestaciones, dichos, etc., y se comisionó en el acto por el Ayuntamiento al señor Mainar y por la comisión de fiestas al señor Molinero, que se encargarán de todos los detalles de la boda: hasta de la ropa de los novios.

De las invitaciones a la región se encargará el señor Pardina.
La boda de tan populares zaragozanos será el número más ruidoso de las fiestas.

(Noticia de hemeroteca recopilada por Elena de la Riva y Mapi Rodríguez. Documentación de Heraldo de Aragón)







Pie
Enlaces recomendados

© HERALDO DE ARAGON EDITORA, S.L.U.
Teléfono 976 765 000 / - Pº. Independencia, 29, 50001 Zaragoza - CIF: B-99078099 - CIF: B99288763 - Inscrita en el Registro Mercantil de Zaragoza al Tomo 3796, Libro 0, Folio 177, Sección 8, Hoja Z-50564
Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual