Anuncios clasificados
Volver a Heraldo.es
Suscríbete Heraldo Premium Web del suscriptor

Videojuegos

De la catedral de Burgos al palacio de La Aljafería... en Minecraft

Dos jóvenes burgaleses han recreado a través del popular videojuego Minecraft varios de los edificios más importantes del patrimonio nacional, entre ellos el palacio de la Aljafería.

De la catedral de Burgos al palacio de La Aljafería... en Minecraft

Gabriel García y Alberto Santamarina son dos jóvenes estudiantes burgaleses de 23 y 24 años, respectivamente, que en la actualidad cursan un grado superior de Iluminación y Fotografía en el IES Diego Marín Aguilera. A Gabriel le gusta realizar proyectos innovadores en los que desarrollar la creatividad, como la fotografía o realizar réplicas en Minecraft, entre otros. A Alberto, que también es informático, le interesa la fotografía, la arquitectura, las construcciones... “y por eso el Minecraft me llamó la atención a finales de 2013”, afirma.

Los dos han creado en este videojuego de construcción de tipo 'mundo abierto', lanzado en 2011, varios de los edificios más importantes del patrimonio nacional, entre ellos la catedral de Burgos, el Museo del Prado, el Ayuntamiento de San Sebastián, la catedral de Astorga o el palacio de la Magdalena, en Santander. Entre los edificios que van incorporando a su proyecto se sumará en breve el palacio de la Aljafería, que contará con su réplica en el popular videojuego.

En el blog de Gabriel García y Alberto Santamarina también se pueden acceder a otros trabajos de carácter internacional, como el Edificio de la Dieta de Japón; el rascacielos 100 East de Milwaukee, Estados Unidos; la catedral de Helsinki (Finlandia) o la torre Solaria de Milán.

“Alberto fue el primero en adquirir el juego, ya que meses atrás no hacia más que ver vídeos en Youtube sobre construcciones de otros jugadores (como el vídeo sobre la réplica de la ciudad de Minastirith de 'El Señor de los Anillos' o de las ciudades de la serie 'Juego de Tronos')”, cuenta Gabriel, que se hizo con el juego después de Alberto “por la libertad que ofrece a nivel creativo y por ser diferente al resto”, añade.
 

Promoción turística

Su primera réplica fue un edificio de viviendas situado cerca de donde vive Alberto Santamarina y luego un silo de trigo que se encuentra en su barrio. Pero la primera de las construcciones que comenzó a tener éxito fue la del Museo de la Evolución de Humana de Burgos. “Al darnos cuenta de que en redes sociales gustaba bastante nos dio por crear nuestro actual blog de réplicas de edificios reales, así como otros inventados, en 2014”, apostilla Gabriel.

Hasta hace poco la construcción de edificios en Minecraft era una mera afición para los dos jóvenes pero a partir del proyecto de final de curso de Gabriel García, que trata sobre los videojuegos y sus diferentes usos aparte del simple ocio, se dieron cuenta de que Minecraft podía ser un medio innovador para la promoción turística porque este videojuego tiene mucha aceptación, sobre todo entre la población más joven.

“Creemos que a partir de estas réplicas se podría captar la atención de un mayor número de personas sobre el edificio real, aumentando su interés por visitarlo, informarse sobre él o hacer su propia réplica. Podría servir para que las empresas del sector turístico y los ayuntamientos introdujeran estas ventajas en sus promociones de un lugar o monumento, y así llegar a más gente de una forma creativa e innovadora”, subrayan.

Gabriel García y Alberto Santamarina también señalan que en el ámbito educativo podría constituir un recurso de enseñanza: “Por ejemplo, en Ciencias Sociales e Historia, para aprender sobre la arquitectura de un determinado edificio histórico o el periodo en que fue construido. También es posible crear sociedades virtuales (servidores Minecraft) donde, si se le da un buen uso, se pueden enseñar valores a los más pequeños, como el respeto o trabajar en equipo, entre otros”, explican.
 

La Aljafería, en Minecraft

Gabriel y Alberto están ultimando la réplica del palacio de la Aljafería, que tendrán lista en un par de semanas. “La única dificultad que hemos encontrado son los arcos mudéjares (aunque tampoco es que sea una gran complicación) del patio y sus detalles”, cuentan.

Y también tienen pensado realizar la réplica de la plaza del Pilar y sus respectivos monumentos.
 

Dificultad al cubo

La recreación más difícil que han realizado hasta el momento “ha sido la catedral de Burgos, debido a su gran extensión y la cantidad de detalles arquitectónicos que tiene tanto a nivel exterior como interior”, confiesan.

La dificultad de crear líneas curvas en este juego reside en que las únicas formas que posee Minecraft son unidades cúbicas, por lo que a partir de ellas hay que crear el resto de formas. “Al principio resulta difícil, pero una vez que le coges el truco es muy sencillo”, dicen.




Pie
Enlaces recomendados

© HERALDO DE ARAGON EDITORA, S.L.U.
Teléfono 976 765 000 / - Pº. Independencia, 29, 50001 Zaragoza - CIF: B-99078099 - CIF: B99288763 - Inscrita en el Registro Mercantil de Zaragoza al Tomo 3796, Libro 0, Folio 177, Sección 8, Hoja Z-50564
Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual

Grupo Henneo