Anuncios clasificados
Volver a Heraldo.es
Suscríbete Heraldo Premium Web del suscriptor

Conferencia en Zaragoza

Rocío Ramos-Paúl: "En 'Supernanny' aparecen niños normales y corrientes"

La psicóloga indica que dedicar más tiempo a la educación de los hijos no asegura, necesariamente, un mejor resultado. Lo importante es lidiar con la situación problemática y ser constantes, explica.

M. Tragacete. Zaragoza Actualizada 15/02/2012 a las 21:28
8 Comentarios
Rocío Ramos-Paúl en ZaragozaJOSE MIGUEL MARCO

La psicóloga Rocío Ramos-Paúl, a la que el programa de televisión 'Supernanny' ha lanzado a la fama, ha visitado este miércoles Zaragoza para impartir una conferencia organizada por la Obra Social de Ibercaja. Ramos-Paúl incide en que no existe un decálogo a seguir paso por paso para conseguir una educación adecuada aunque señala que la constancia es, sin duda, un importante componente del trabajo que supone conseguir una buena educación.

Un anuncio en internet quiso que esta psicóloga madrileña, que atesoraba más de 10 años de experiencia como educadora de menores en centros de la Comunidad de Madrid, se metiera en el papel de 'Supernanny'. Y van siete temporadas, a razón de unos ocho capítulos cada una, enseñando a los padres cómo resolver los problemas en la conducta de los niños.

"Los casos que salen en la televisión no son casos extremos, son niños normales y corrientes con dificultades cotidianas", indica Ramos-Paúl. "Lo importante es siempre educar con la situación que tengamos", explica la psicóloga, quien añade que la conducta o conductas inadecuadas en los niños nunca "pueden agobiar a los padres".

Esta profesional de la psicología --que además de ser la pieza principal del programa 'Supernanny', trabaja en un despacho de Psicología tratando a personas de todas las edades, da clases en la universidad e investiga-- considera que programas de televisión en los que la psicología está presente han ayudado a la gente, en cierto modo, a entender que acudir al psicólogo es "algo cotidiano" y no siempre ha de tratarse de casos límite.

"Acudir al psicólogo significa que tienes un problema que no sabes resolver.
Como el que quiere construir una casa y no sabe y acude a un arquitecto", señala. Ramos-Paúl indica que el momento perfecto para acudir a un psicólogo es el instante en que los padres son conscientes de que existe una situación a la que no pueden hacer frente solos.

No todo es cuestión de tiempo


Esta psicóloga lanza un 'salvavidas' a los padres trabajadores agobiados porque creen que no prestan la atención que necesitan sus hijos. "Más tiempo dedicado a la educación de los hijos no tiene por qué significar necesariamente una mejor educación", dice Ramos-Paúl. Se pueden pasar 24 horas con un niño y no aprovecharlas nada y pasar simplemente cuatro horas dedicadas por completo a él y aprovecharlas más, sostiene.

Ramos-Paúl no considera que los padres de ahora sean muy diferentes a los de generaciones anteriores. "Han cambiado las circunstancias sociales", reconoce, pero esa no es la razón por la que un niño puede desarrollar problemas de conducta. "Cómo hacemos frente a los problemas que se nos presentan es muy importante" a la hora de solucionarlos, explica la psicóloga, que señala que "educar implica ser constante".

'Supernanny' desmiente por completo la existencia de fórmulas mágicas o libros de instrucciones para lidiar con los problemas de conducta de los niños, aunque sí reconoce que hay pequeños 'trucos', como resaltar las conductas positivas en vez de las negativas --"qué bien los estás haciendo" en vez de "fulanito hace esto mejor que tú"--, que ayudan a reconducir la situación hacia el cauce que debiera.


  • marina28/02/12 00:00
    mi madre es un cachito de pan vallas es super buena
  • Madre normal 16/02/12 00:00
    Lo de los zapatillazos , afortunadamente ha pasado a la historia, para educar a los hijos hace falta no darles tanto como se les da hoy en día, que parece que todos tienen que tener un montón de cosas y no las valoran. Los niños no se traumatizan por darles un ¿¿no¿¿ a tiempo, o por castigarles de vez en cuando y no hay que ser tan consentido , que hay algunos padres que no tienen ninguna autoridad.
  • P16/02/12 00:00
    Pues chicos, mi madre me dio con la zapatilla, pero me tuvo como a una reina.Jamás me obligó a hacer las tareas de casa. Lo siento si pensais que fui malcriada .
  • Carlos16/02/12 00:00
    Si niños normales y corrientes ya sabiamos que salian. Lo que salen son cada padre y madre que ponen los pelos como escarpias!
  • Bob Esponja16/02/12 00:00
    Y que conste que no soporto a esta tia.
  • P16/02/12 00:00
    Aja! ya me lo imaginaba.En muchos casos son crios muy pequeños que cogen las rabietas normales de su edad, se cascan con sus hermanos o les cuesta bañarse. Lo que hemos hecho todos, vaya. Y si no hay fórmula mágica, pues mi conclusión es que con un buen zarandeo a tiempo de los padres, el niño irá como la seda. Y por cierto ,se me han abierto las carnes cuando esta señora ha logrado que criaturas de 3 años pongan y quiten la mesa, para que su madre de 90 kilos pueda estar tan tranquila. Pues no señora mía, no. Con esa edad ni se pone la mesa ni llevas la ropa a la lavadora.Mi madre jamás nos dejó hacer eso, aunque nos llevásemos nuestos zapatillazos.
  • P16/02/12 00:00
    Ah y por supuesto JAMAS me castigó yéndome a la cama sin cenar.Para una mujer de la posguerra como es mi madre, era lo peor que le podías hacer a un hijo.
  • Bob Esponja16/02/12 00:00
    Asi me gusta P zarandeando nños y que no hagan nada en casa. A ver si vamos a esclavizar a los niños porque lleven su plato a la pila eso igual es trabajo infantil. El gran problema de una grandisima generacion entre la que me encuentro ha sido ese, las madres nos han hecho todo y han criado inutiles. Nos quejaremos de las reformas educativas pero el gran problema de la educacion esta en casa.





Pie
Enlaces recomendados

© HERALDO DE ARAGON EDITORA, S.L.U.
Teléfono 976 765 000 / - Pº. Independencia, 29, 50001 Zaragoza - CIF: B-99078099 - CIF: B99288763 - Inscrita en el Registro Mercantil de Zaragoza al Tomo 3796, Libro 0, Folio 177, Sección 8, Hoja Z-50564
Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual