Anuncios clasificados
Volver a Heraldo.es
Suscríbete Heraldo Premium Web del suscriptor

Internet

El dilema de publicar (o no) fotos de menores en las redes sociales

La difusión en internet de fotografías de menores de edad conlleva, además del cumplimiento de las leyes que los protegen, tomar precauciones antes de lanzarlas a la red.

P. Zapater. Zaragoza 17/09/2016 a las 06:00

Internet y las redes sociales han modificado la manera de entender y compartir la vida. En muchas ocasiones, no se tiene conciencia de hasta dónde llega aquello que difundimos a través de las redes sociales o quién puede acceder a los datos que publicamos en la red: fotografías, nombres y apellidos, correos electrónicos, preferencias, ubicaciones... internet se nutre diariamente de una información que en ocasiones puede volverse en contra de los usuarios.

“La red no es el lugar más adecuado para mostrar al mundo cuánto quieres a tus hijos, sus bromas o sus ocurrencias. Aún así es perfectamente posible subir fotos de tus hijos u otros conocidos menores de edad si se hace de manera responsable, poniendo límites y respetando una serie de normas básicas”, asevera Víctor Domingo, presidente de la Asociación de Internautas.

“En Facebook hay padres que comienzan publicando fotografías de sus hijos desde la primera ecografía. Por eso recomendamos siempre ser prudentes, tomar precauciones y respetar la privacidad de los menores. Publicar fotos de menores no está prohibido expresamente en las redes sociales pero sí puede tener consecuencias”, afirma.

Cuando se trata de una red social, si se quiere eliminar una cuenta o un contenido el usuario debe solicitar a la red que corresponda en cada caso la retirada de los datos publicados. Sin embargo, si estos han sido compartidos por terceras personas lograr que desaparezcan definitivamente es más complejo.
 

Una huella difícil de borrar

Eliminarlas si han dato el salto a buscadores y páginas en internet resulta más difícil todavía. “Borrar para siempre el contenido que aparece en diferentes sitios en la red es más complicado cuando un contenido se comparte por terceros o se hace viral . Por eso aconsejamos no utilizar fotos de menores a no ser que quienes las publiquen sean los padres y cuenten con permiso expreso, en el caso de que también aparezcan otros niños en la fotografía”.


Ofelia Tejerina, abogada de la Asociación de Internautas explica que varias leyes amparan a los menores en el ámbito digital, desde la Constitución Española en su artículo 18, que recoge el derecho al honor, a la intimidad y a la propia imagen; y en el artículo 10, referente a la dignidad de la persona, los derechos inviolables que le son inherentes, el libre desarrollo de la personalidad y el respeto a la ley y a los derechos de los demás, así como la Ley Orgánica de Protección de Datos y la Ley Orgánica 1/1982 de protección civil del derecho al honor, a la intimidad personal y familiar y a la propia imagen.


La abogada de la Asociación de Internautas señala que debe distinguirse entre el contenido que se publica sobre menores en internet y redes sociales y el uso que se hace de esos datos. Tejerina pone como ejemplo la foto en la que aparecían Laura y Alba Zapatero (hijas del expresidente del Gobierno José Luis Rodríguez Zapatero) junto a sus padres en una recepción con el presidente de Estados Unidos Barack Obama y la primera dama Michelle Obama. “En esta caso, el uso que se hizo en internet de esa imagen afectaba a la intimidad de los menores”, apostilla.
 

Un sector muy vulnerable

Por otra parte, la abogada recuerda que “los menores con una edad de 14 años en adelante pueden abrir una cuenta en una red social y publicar contenidos pero si esos datos son utilizados por terceros o tienen un carácter vejatorio la fiscalía puede intervenir si estima que afectan a la intimidad del menor, como sucede en casos de acoso escolar y en otros como el 'grooming', cuando un adulto se hace pasar por un menor de edad en las redes sociales para contactar con menores.

Según datos de la Comisión Europea recogidos en la Memoria de la Agencia Española de Protección de Datos, la edad media en la que se comienza a navegar por internet es de 7 años y, según un estudio monográfico de IAB (Interactive Advertising Bureau, asociación que representa al sector de la publicidad en medios digitales en España) el 93% de los jóvenes entre 14 y 17 años es usuario de las redes sociales, lo que en la mayoría de los casos implica una utilización de los datos de carácter personal, tanto los propios de los menores usuarios de la red como de terceros.
 

Respetar la intimidad

Entre las principales recomendaciones a la hora de publicar fotos de niños en las redes sociales Ofelia Tejerina destaca que “debe respetarse siempre la intimidad de los menores y que tal vez ellos no quieran (ahora o en el futuro) que otros vean esos momentos que, aunque puedan ser divertidos, se circunscriben al seno de la familia o a círculos de amigos muy cercanos”.

Otro de los aspectos en los que incide es el de no publicar nunca fotos de niños desnudos. “En ninguna circunstancia: ni en la playa, ni en la piscina ni dentro de casa. Aunque para los padres sean momentos muy tiernos, esas imágenes pueden caer en redes de intercambio de pornografía infantil”.

Entre otros consejos, la abogada invita a preguntarse si de verdad esos contenidos resultan de interés para la mayoría de nuestros contactos y señala el envío por email como medio más adecuado que las redes sociales para compartir fotos con amigos íntimos y familiares

Limitar la privacidad de los perfiles es otro de los factores a tener en cuenta en las redes sociales “para acotar el público que verá esas imágenes” así como no dar pistas ni detalles “para no difundir las rutinas de nuestros hijos y no etiquetar a los menores con nombres y apellidos. Así se evitará que sean indexadas en los buscadores y que cualquiera pueda asociar las caras de los niños con su identidad real”, incide.

Por último, Tejerina indica la necesidad de pedir permiso: “Si se van a compartir imágenes en las que el menor sale con otros amigos, siempre se debe preguntar a los padres de esos niños si están de acuerdo en subir esas fotos a la red. En el caso de los progenitores, ambos deben estar de acuerdo a la hora de subir las fotografías de sus hijos”.







Pie
Enlaces recomendados

© HERALDO DE ARAGON EDITORA, S.L.U.
Teléfono 976 765 000 / - Pº. Independencia, 29, 50001 Zaragoza - CIF: B-99078099 - CIF: B99288763 - Inscrita en el Registro Mercantil de Zaragoza al Tomo 3796, Libro 0, Folio 177, Sección 8, Hoja Z-50564
Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual