Anuncios clasificados
Volver a Heraldo.es
Suscríbete Heraldo Premium Web del suscriptor

Famosos

Sara Carbonero, periodista e 'it girl' que no quiere ser noticia

Las marcas se pelean por un contrato con ella tanto que recibe productos para probarlos sin coste ya que todo lo que lleva se agota en las tiendas.

OTR/PRESS. Madrid Actualizada 11/09/2013 a las 21:25
7 Comentarios
Iker Casillas y Sara CarboneroHERALDO.ES

A pesar su trabajo, o quizá precisamente por él, a Sara Carbonero no le gusta ser noticia. La joven, de 29 años y natural de Corral de Almaguer, en Toledo, se ha convertido en uno de los rostros más conocidos y admirados del panorama nacional.

Tal y como relata 'Grazia', Sara Carbonero ya es toda una 'it girl'. Las marcas se pelean por un contrato con ella y todo lo que lleva se agota en las tiendas. Recibe productos para probarlos sin coste, y su estilo es una referencia para la gran mayoría de las jóvenes de este país.

Sara saltó a la fama hace aproximadamente cuatro años. Ya entonces la cadena para la que trabajaba, laSexta, tuvo que incrementarle el sueldo para contrarrestar la oferta de Telecinco, que apostaba 100.000 euros anuales por ella. Además, fuera de su profesión, también se le suceden suculentos contratos con firmas de proyección internacional. Pantene, The Hip Tee, chocolates Valor, Women'secret... la carrera de esta joven manchega ha ascendido de forma fulgurante.

No obstante, la periodista sigue siendo un gran misterio. Su relación con los medios es cuanto menos escasa. A diferencia de otra 'trendsetter' con la que a menudo se la compara, Paula Echevarría, que siempre se muestra cariñosa y divertida con los periodistas, es habitual que Carbonero los rehúya cada vez que acude a algún acto público, temerosa de que la interroguen sobre Iker Casillas.

También los departamentos de prensa y publicidad de las empresas con las que colabora se muestran cautelosas a la hora de proporcionar información sobre ella. La mayoría de sus respuestas han sido compartidas anteriormente con Sara, y han pasado su visto bueno. Según algunos analistas, toda esta cautela podría deberse a las numerosas críticas que se han vertido contra ella desde que su relación con el portero Iker Casillas la hiciera estar en el centro de todas las miradas.

Embarazada de seis meses -Iker y ella esperan a su hijo para el mes de diciembre- su poder mediático no se ha reducido ni un ápice. Si antes, por escasa, una imagen suya valía su peso en oro; su gestación ha unido a los valores de modernidad y estilo que tradicionalmente transmite, los de ternura, maternidad y confianza. Tal y como afirma su estilista personal, Sara "tiene ángel". Quizá sea ese encanto personal el secreto de su estilo.


 



  • bye, bye Autos15/09/13 00:00
    David, si los compras pagas, si te crees tres cuartas partes de lo que dicen los anuncios, si te crees, como dice Juan, que te vas a parecer a ese que sale en el anuncio, entonce sí que tienes muchas opciones de comprarlo y pagarlo, o sea, pagarle el sueldo y los regales a esta Sra., si no, NO. Pero creo que ya sabémos todos los que tenemos al menos dos dedos de frente, que con lo que nos vende su Marido u otros tantos "modelos" pasa exactamente lo mismo. ¿A caso no ha anunciado marcas de coches y de champús?. La mayor parte de la población es conciente, que apartados ya de la sensación de ilusión de un juguete nuevo el coche te hace esclavo, un goteo constante de gastos ¿y eso hace feliz? "¿te gusta conducir?". Las ciudades en los anuncios aparecen vacías donde el coche "protagonista" del anuncio se pavonea delante de otros coches y a una velocidad que parece siempre moderada y exageradamente placentera (sólo les falta el orgasmo) llega al destino antes que los otros por "el coche que ofrezco es más guai". "Ich liebe Autos", afortunadamente los jóbenes Alemanes están empezando a dejar de adorar tanto el coche como lo hicieron sus padres. ¿Cuantos aquí en España tienen/tenemos coche porque no nos queda otra? ¿Por que lo nocesitamos u ocasionamente (como es mi caso) lo podemos necesitar en un momento determinado para ir únicamente al trabajo? ¿Y eso nos hace "disfrutar"? ¿Eso nos hace "Amar los Autos"? ¿esa dependencia causada por una deficitaria infraestructura de Transportes Públicos a los Polígonos Industriales, en Zaragoza y en toda España y una Inexistente red de carriles-bici seguros y directos a los mismos polígonos industriales donde en la mayoría de los casos no se superan distancias de 4 Km desde Zonas Poblacionales a dichos lugares? Estas deficiencias que nos hacen pagar Letras, reparaciones, gasolina, poner nuestra vida o nuestra "propiedad" (el coche) en riesgo, el gasto de tener que pagar una plaza de garaje, etc. todo por la falta de infraestructuras para bicis y deficiencia del Transporte Público. Todo eso más la falsa promesa de Felicidad es la que nos hace esclavos de los anuncios y pagar el suelo a sus "modelos"
  • david15/09/13 00:00
    tiene narizes la cosa,ademas de tener dinero,las casas le regalan los productos,y los demas a pagarlos.
  • juan14/09/13 00:00
     o sea que muchas mujeres españolas piensan que por comprar los productos que anuncia la no periodista carbonero van a ser tan guapas como ella y los tios vamos a caer rendidos a sus pies....tiene tela la cosa....
  • AceiteDeRicino14/09/13 00:00
    Juan, acabas de definir las bases de la publicidad. 
  • anuska14/09/13 00:00
    sara carbonero no es periodista, puesto que no acabó la carrera
  • No me va Sara14/09/13 00:00
    entre los ojos de alien, lo sosa que es presentando y parece que le cuesta sonreir, como para dejarte influir
  • garcía12/09/13 00:00
    Muchas gracias por decirnos en la noticia qué empresas son las que le están pagando dinerales a esta señora, así las vamos apartando definitivamente de nuestras vidas.





Pie
Enlaces recomendados

© HERALDO DE ARAGON EDITORA, S.L.U.
Teléfono 976 765 000 / - Pº. Independencia, 29, 50001 Zaragoza - CIF: B-99078099 - CIF: B99288763 - Inscrita en el Registro Mercantil de Zaragoza al Tomo 3796, Libro 0, Folio 177, Sección 8, Hoja Z-50564
Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual