Anuncios clasificados
Volver a Heraldo.es
Suscríbete Heraldo Premium Web del suscriptor

Sano y salvo tras la hazaña

Felix Baumgartner cumple su sueño de ser el primer hombre supersónico

El paracaidista austríaco saltó desde más de 39.000 metros de altura, para convertirse en el primer ser humano en romper la velocidad del sonido en caída libre.

Luis Lidón/Efe. Viena Actualizada 14/10/2012 a las 23:51
22 Comentarios
Felix Baumgartner completa con éxito su salto estratosféricoAgencia Atlas

Con el dramatismo de quien arriesga la vida por ampliar nuevos horizontes, el deportista Felix Baumgartner cumplió su sueño de ser el primer hombre supersónico al alcanzar una velocidad máxima de 1.342 kilómetros por hora.

También ha inscrito su nombre en otras dos marcas superadas este domingo, arrojarse en caída libre desde el lugar más alto, 39.045 metros, y subir en un globo tripulado al punto más alejado de la tierra, según los datos preliminares de la misión, que deben aún ser ratificados.

En los primeros 40 segundos de caída libre el experimentado deportista ha acelerado hasta los 1.342 kilómetros por hora (Mach 1,24), o lo que es lo mismo, 373 metros por segundo.

Esos primeros segundos han sido los más terribles, cuando parecía que Baumgartner giraba sobre sí y perdía el control sobre el descenso.

"Durante unos segundos pensé que iba a perder el sentido", confió el deportista de 43 años, en sus primeras declaraciones tras llegar a tierra sano y salvo en paracaídas en la localidad de Roswell, en Estados Unidos, donde ha tenido lugar el salto.

"Ha sido muy difícil. Estás deshidratado, estás cansado. Ahí arriba es un mundo distinto, el cuerpo reacciona de forma diferente", declaró.

Baumgartner logró controlar tras esos segundos de incertidumbre el descenso y evitó caer en barrena, lo que le podría haber ocasionado una hemorragia cerebral en caso de girar de forma descontrolada.

El deportista no ocultó su alegría al llegar a tierra de una sola pieza cuando felicitó y abrazó a sus padres y su novia, que habían seguido al borde de las lágrimas la aventura, especialmente su madre, Eva, que no pudo evitar llorar.

"A veces tenemos que llegar muy alto para ver lo pequeños que somos", declaró a la prensa poco después el deportista.

"Cuando uno está de pie en la cima del mundo, se es demasiado humilde como para pensar acerca de los récords", agregó.

Poco le importó que no hubiera superado una de las marcas que se propuso romper.

Y es que en el descenso total de unos nueve minutos, la caída libre de Baumgartner ha sido de cuatro minutos y 20 segundos, por lo que no batió el récord anterior, de cuatro minutos y 36 segundos.

Esa marca sigue en posesión de quien ha supervisado el salto desde el control central: Joe Kittinger, de 84 años, que se arrojó en 1960 cuando era miembro de las Fuerzas Aéreas de Estados Unidos desde una altura de 31.333 metros.

"Joe se ha ganado que su récord siga después de 52 años", dijo el deportista con humor sobre su mentor, al que siempre ha dedicado elogios.

Aun así, los organizadores destacaron que el tipo de caída libre de Kittinger fue de una modalidad distinta a la practicada por Baumgartner, lo que constituiría un récord más.

La ascensión de dos horas y 36 minutos en globo de la cápsula ha sido un acontecimiento planetario, seguido en directo por millones de personas en 150 televisiones y en Internet.

Solamente en el portal digital de vídeo Youtube, casi 7,3 millones siguieron en directo el momento de más visitas, cuando se sentó en el borde de la cápsula antes de arrojarse al vacío a más de 39 kilómetros de altura.

También la agencia espacial estadounidense, la NASA, le dedicó un mensaje en su cuenta de Twitter: "Felicitaciones para Félix Baumgartner y Red Bull Stratos por el salto sin precedentes desde el borde del espacio".

Tampoco el presidente de Austria, Heinz Fischer, quiso perder la oportunidad de felicitarle: "Un gran éxito que se ha conseguido con coraje y perseverancia y que ha captado la atención mundial. Austria se siente orgulloso del logro".

Red Bull ha catalogado la misión como científica y el deportista considera que se podrá conseguir información crucial sobre la reacción del cuerpo humano para futuras misiones espaciales.

"Demostrar que un ser humano puede romper la barrera del sonido en la estratosfera y regresar a la tierra sería un paso hacia la creación en el espacio cercano de procedimientos de rescate que actualmente no existen", explicó antes de la misión.

Con su salto de este domingo, Baumgartner ha hecho historia justo en una fecha histórica: hace justo 65 años, el piloto estadounidense Chuck Yeager rompió por primera vez la barrera del sonido, a bordo del avión experimental X-15.


  • Y16/10/12 00:00
    Para el 9 ,me emociona la gente que no ve salvame pero sabe de que va y lo llevan a todas horas en su boca,en su cabeza y en su corazon.
  • tanlejosytancerca15/10/12 00:00
    Pues a mi me parece sencillamente FANTASTICO. Cuando un sabio apunta aquello que es esencial solo el tonto se queda mirando el dedo. La valentía, la osadía, ignorar los límites, cumplir tus sueños son algo que no tienen precio, valgan el dinero que valgan. Lo más valiente no es no tener miedo, lo más valiente es cogerlo de la mano y que ese miedo te guíe el camino. Lo realmente alucinante es salir de esa capsula y ponerse de pie, como el que se levanta de la cama, saludar al tendido con el universo a tus pies y dar ese pasito. Somos tan insignificantes como únicos y somos tan estúpidos que a menudo pensamos lo contrario. Feliz Baumgartner yo te digo: Ole, ole y ole.
  • j15/10/12 00:00
    plas, plas, plas al comentario #8, para algunos aun iriamos con carros tirados por bueyes, sobre todo en esta ciudad, donde el avance es sinónimo de gastar para nada. 
  • Gonzalot15/10/12 00:00
    Loco?..... Locos somos nosotros. Gracias a personas como Félix la humanidad avanza, por mucho que los demás nos empeñemos en pararla. 
  • Marco Antonio15/10/12 00:00
    Para el #11 : Fantástico sería no tener que ver como la miseria se va a poderando de este pais. Mucho placebo televisivo es lo que hay... como alguien dijo alguna vez: Valentía no es eso, valentía es tenerte que levantar todos los días a las 5 de la mañana para encontrar algo que dar de comer a tus hijos... Mal va esta sociendad cuando, a la estupidez de dar un saltito (ya que lo demás lo hace la gravedad) le llaman valentía... No veo el sacrificio, ni la superación (salvo tecnológica), ni la presión de la competición, ni nada de nada. Y efectivamente la sociedad va como va porque hay muchos que no ven más que el dedo.
  • Biker15/10/12 00:00
    Más para esos que creen que solo ha sido un simple salto:  http://w w w.quo.es/ciencia/noticias/10_beneficios_para_la_ciencia/   (sin espacios) PD: decirme quien ha tenido el privilegio como este hombre de poder ver la curvatura de la Tierra???
  • Biker15/10/12 00:00
    Para #2 Y y #7leticia lopez; Sin duda evidenciáis que sois unas incultas. Gente como esta es la que inicia el camino para lo que usaremos el día de mañana. Y cuanto ha costado??? ni a ti ni nadie nada, por qué te llamas que el evento se llama Red Bull stratos??? patrocinadores, te suena???
  • laura15/10/12 00:00
    Ole y ole por éste superhombre, me parece una pasada lo que ha hecho, qué valor hay que tener para saltar desde ahí !!
  • Willy15/10/12 00:00
    se podía haber llevado a Rajoy como acompañante y así se les hubieran aclarado mejor las ideas . 
  • tanlejosytancerca15/10/12 00:00
    nunca dije ni diré que tenga el privilegio de la valentía, valientes hay muchos cierto, muchos anonimos , tambien cierto, pero decir que cuando te tiras desde esa altura todo lo hace la gravedad ... es no querer ver la realidad.
Ver más comentarios


Pie
Enlaces recomendados

© HERALDO DE ARAGON EDITORA, S.L.U.
Teléfono 976 765 000 / - Pº. Independencia, 29, 50001 Zaragoza - CIF: B-99078099 - CIF: B99288763 - Inscrita en el Registro Mercantil de Zaragoza al Tomo 3796, Libro 0, Folio 177, Sección 8, Hoja Z-50564
Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual

Grupo Henneo